EnBicicleta

domingo, 30 de septiembre de 2012

Salida del 30-09-2012: El Pichurri

Aquí estamos, Miguel (ón), Jorge y
un servidor, en el Pichurri

Trayecto 8
30-09-2012

"El Pichurri"

Duración: entre las 8:30 y las 12:00 horas
Climatología: nubes y claros; temperatura suave
Terreno: húmedo, aunque muy bien en líneas generales

Grupo:

Jorge, Miguel (ón) y Salvador

Incidencias:

Lo que estaba previsto no era esto; las previsiones del tiempo para el fin de semana eran de lluvia; lo de ayer-sábado no tenía que ser más que un pequeño adelanto; una vez rotos los planes para hoy-domingo debido al mal tiempo, mi intención era, o bien irme a Montjuich a presenciar la Copa Catalana de BTT y a nuestra campeona Anna Villar o, en su caso, salir con la flaca y realizar una etapa corta que me sirviera para desentumecer los músculos; pero el caso es que ayer a última hora recibí la llamada de Miguel (ón) para vernos, junto con Jorge, en el Parque de las Palmeras a las 8:00 horas; por eso me presenté a dicha hora en el parque, aunque con ropa de calle, pensando que no íbamos a salir en bici, ya que el tiempo amenazaba lluvia; dado que a primera hora de la mañana no llovía, aunque previsiblemente todo estaría muy embarrado, estuve intentando por todos los medios convencer a Miguel (ón) y Jorge para que nos fuéramos a Montjuich a ver la Copa Catalana, pero no hubo forma; y no solo eso, sino que la intención de Miguel (ón), además de hacer una etapa no muy dura, era que nos fuéramos a almorzar después; parece que tenía hambre; dit i fet ; tras cambiarme de ropa, hemos salido con dirección al Pichurri, evitando en la medida de lo posible las pistas de tierra, no solo porque previsiblemente estarían muy embarradas, sino debido a la rotura del cable del cambio de la bici de Jorge, lo cual le impedía cambiar piñones, es decir, tenía que ir a "piñón fijo"; por tal motivo nos hemos dirigido por la carretera de Vallvidrera con dirección al Pichurri, aunque aún no sabíamos muy bien qué itinerario íbamos a coger para llegar allí.



Jorge y Miguel (ón) en plena faena; el 
careto de abajo corresponde a un servidor

En cuanto hemos empezado a pedalear nos hemos alegrado de haber salido; el día era inmejorable para la práctica del ciclismo; ¡¡¡qué gozada!!!; durante los primeros kilómetros hemos ído sobre asfalto debido al problema del cable del cambio de Jorge, ya que no se atrevía a coger pista de tierra para no forzar demasiado; pero daba igual; íbamos disfrutando de lo lindo; Miguel (ón) incluso en un momento dado se ha quitado los manguitos ya que la temperatura era muy agradable; pero no todo iban a ser alegrías; un par de kilómetros antes de llegar a la altura de la explanada de Santa Creu d'Olorda se ha torcido todo, al menos para un servidor, ya que en la misma carretera hemos visto a un zorro muerto y, al lado mismo, un cachorro de jabalí que seguramente se estaría comiendo; posiblemente lo habría atropellado un vehículo; alguna que otra vez habíamos visto algún que otro jabalí muerto, pero, al menos un servidor, era la primera vez que veía un zorro muerto; ¡¡¡qué pena!!!; nos hemos llevado todos el disgusto del día; incluso yo me he parado para hacer un par de fotos; esto nos ha amargado ya el resto de la salida; menos mal que, como veremos más adelante, otro jabalí, también muerto, nos iba a devolver la alegría poco tiempo después.


  Aquí tenemos al zorro y al jabalí,
muertos, sobre la carretera

Hemos continuado nuestro trayecto hacia el Pichurri, y tras comprobar que las pistas de tierra después de la incesante lluvia del día anterior, no estaban tan embarradas como pensábamos, nos hemos desviado a la altura de Can Pascual, por donde hemos proseguido dejando ya el asfalto; y así hemos llegado, tras bajar por la pista de Can Balasc, a la carretera de las Planas, por la cual hemos continuado con dirección al Pichurri, el cual teníamos ya a escasos dos kilómetros; tan bien nos encontrábamos y tan buen tiempo hacía que Jorge se había empeñado en hacer alguna cosa más antes de almorzar, pero Miguel (ón), utilizando las palabras adecuadas, es decir, ni una más ni una menos, lo ha convencido de inmediato para que nos dirigiéramos al Pichurri a almorzar; indicar que ante la insistencia de Jorge para que diéramos un pequeño rodeo antes de llegar al Pichurri, el bueno de Miguel (ón) tan solo ha debido decirle: "no"; y aquí se acabó la historia;  hemos llegado al Pichurri y los tres hemos pedido un suculento almuerzo, tal y como se refleja en las fotos de más abajo, pero en este caso hemos querido homenajear al pobre jabalí que instantes antes habíamos visto muerto en la carretera, y por eso hemos pedido además, para acompañar nuestro almuerzo, un plato de jabalí; ¡¡¡joder, como estaba!!!; le hemos pedido "explicaciones" al camarero, quien gustosamente nos las ha dado: el secreto parece ser que está en dejar macerar con vino durante tres días la carne, y luego condimentarla con bastante cebolla; la verdad es que estaba de muerte; lo único que podemos decir es que casi hemos tenido que pedir cucharas para comer, ya que al pinchar la carne con el tenedor se deshacía; ¡¡¡ vaya tela!!! .


Aquí estamos en el Pichurri disfrutando del almuerzo;
el jabalí es esa "cosa" que se ve en el plato de enmedio

Poca cosa más había que pudiéramos hacer en esta jornada, salvo regresar a casa por el camino más corto y eso debido a que, como se podrá imaginar, el suculento almuerzo había empezado a hacer estragos y tan solo iba a permitirnos regresar llaneando, que es lo que hemos hecho; nos hemos dirigido hacia Molins de Rei por la propia carretera de las Planas, Vallpineda y la Rierada aunque, eso sí, con la barriga más llena que cuando salimos un par de horas antes; en fin, estas son las cosas de la vida ... y así hemos intentado explicarlas. Adèu.

Aquí vemos a Miguel (ón) y Jorge regresando por la carretera
de Las Planas, tras haber dado buena cuenta del plato de jabalí

Datos técnicos:

La salida no tiene mucha historia, ya que por esta vez, y sin que sirva de precedente, lo más importante era almorzar; la hemos empezado desde el Parque de las Palmeras en Molins de Rei, tomando a continuación la carretera de Vallvidrera hasta desviarnos a la izquierda en Can Pascual, hacia donde nos hemos dirigido pasando por la "casa de los oKupas"; hemos continuado nuestro recorrido bajando por la pista de Can Balasc hasta llegar a la carretera de Las Planas, por la cual hemos continuado hasta llegar a nuestro destino en esta ocasión: el Pichurri; el regreso lo efectuaremos por la propia carretera hasta llegar a la Floresta, en donde nos desviaremos a la izquierda con dirección a Molins der Rei a través de la Casa Blava, Vallpineda, la pista de gravilla y la Rierada, poniendo así fin a esta etapa.

La orografía de la etapa

  Se trata de una etapa sin historia, que tan sólo haremos cuando nos dirijamos al Pichurri a almorzar; su índice I.B.P. de 38 o su ascenso acumulado de poco más de 600 m en un recorrido de 26 km lo dicen todo; la única dificultad, tal y como refleja el gráfico de más arriba, sería el tramo de la carretera de Vallvidrera; lo demás no cuenta.

 El itinerario de la etapa


Índice I.B.P. 38 (suave)

jueves, 27 de septiembre de 2012

Salida del 27-09-2012: Can Villalba (06)

Trayecto 001
27-09-2012

"Can Villalba"
(06)

Duración: desde las 14:00 a las 15:30 horas
Climatología: muy nublado; viento suave en la ida; buena temperatura
Terreno: asfalto 100% en perfectas condiciones
Desarrollo en el banco de pruebas: libre



Crónica:

Salida sin incidencias para cerrar la semana de entreno oficial; hoy incluso me ha acompañado la climatología, ya que he gozado de un tiempo nublado, amenazando lluvia, y una temperatura bastante agradable para la práctica del ciclismo; aparte, el viento ha sido muy suave, sobre todo en el camino de ida, molestando tan solo lo "imprescindible"; eso me ha permitido llevar en todo momento un ritmo algo más fuerte que en las dos salidas anteriores; a ello vamos.

Los datos obtenidos han sido éstos:

 
Estudio comparativo de la semana:
 
 
 
Vamos a centrarnos en el estudio comparativo de la semana, que refleja las tres salidas realizadas el martes, miércoles y la de hoy; dado que el criterio utilizado en estas tres salidas ha sido el mismo, es decir, potenciando la resistencia aeróbica, podremos empezar a sacar ya algunas conclusiones, y la primera que se me ocurre es que el progreso es evidente; he ganado casi tres minutos en relación a la salida del martes, en la que hice un tiempo de 36:00 con una cadencia de 83 rpm y una fc media de 121 ppm; en cambio hoy no solo he disminuido el tiempo hasta dejarlo en 33:36, sino que he aumentado considerablemente la cadencia de pedaleo hasta alcanzar las 89 rpm, y subiendo tan solo a 128 ppm la fc media, pero manteniéndome siempre dentro de los límites del umbral anaeróbico (172 ppm); igualmente, en concordancia con lo anterior, la velocidad media que he llevado hoy ha sido la más alta (25,4 km/h), al igual que el ritmo medio (2:21/km), manteniendo el gasto calórico en un nivel muy similar al de los otros dos días (518 cal.); todo ello me lleva a la conclusión de que voy por buen camino; los registros de hoy están ya a años luz de los que conseguí hace  unas semanas al comenzar este tipo de salidas controladas, y eso lo noto perfectamente en las sensaciones; ahora ya me cuesta muy poco mantener un ritmo elevado con una cadencia de pedaleo alta, incluso en tramos con alguna ligera subida, algo impensable al principio; evidentemente el "secreto está en salir", aunque si las salidas las hacemos con un poco de cabeza, controlando la fc media y la cadencia de pedaleo, mucho mejor; seguramente los registros que obtenga la semana próxima barrerán a los obtenidos hasta ahora; al tiempo. 
 
Esta es la rotonda de Can Villalba,
en donde me doy la vuelta
 
Datos técnicos:

Poco hay que decir en este apartado, ya que se trata de una salida que no ofrece ninguna dificultad; partimos desde Molins de Rei con dirección a la rotonda de Can Villalba, unos dos kilómetros antes de llegar a Olesa de Montserrat; el recorrido lo efectuamos por la carretera N-II hasta llegar a la rotonda que encontramos poco antes de llegar a Martorell, en donde nos desviaremos a la derecha para tomar la carretera de Olesa de Montserrat, perfectamente señalizada; la vuelta la efectuaremos por el mismo camino, desandando lo que antes habíamos andado.


La orografía de la etapa

Las únicas dificultades, por decir algo, las encontraríamos en el paso por el Polígono Industrial de El Congost, entre Sant Andreu de la Barca y Martorell, en el camino de ida, así como la rampa entre la rotonda de Martorell y el propio polígono industrial en el camino de vuelta; nada más.


El itinerario de la etapa


Índice I.B.P. 21 (muy suave)

miércoles, 26 de septiembre de 2012

Salida del 26-09-2012: Can Villalba (05)

Trayecto 001
26-09-2012

"Can Villalba"
(05)

Duración: desde las 14:00 a las 15:30 horas
Climatología: muy nublado; viento huracanado; temperatura suave
Terreno: asfalto 100% en perfectas condiciones
Desarrollo en el banco de pruebas: libre



Crónica:

Había pensado no redactar ninguna crónica de esta salida, ya que el fortísimo viento que ha hecho en el trayecto de ida ha condicionado totalmente los registros obtenidos; el viento prácticamente era casi siempre de costado, por lo que en la vuelta lo he sufrido otra vez, aunque ya con menos intensidad; aparte de esto, no han habido otros incidentes; decir, eso sí, que continúo aplicando el criterio que inicié ayer, es decir, llevar siempre un ritmo aeróbico (entre el 70 y el 75% de la fc máxima), lo cual hoy, debido al viento, me ha costado horrores conseguir; veamos los resultados.

Los datos obtenidos han sido éstos:

 
Como se aprecia en el gráfico, a duras penas he conseguido mantener la fc dentro de los límites que me había propuesto, habiendo tenido 129 ppm en cuanto a la fc media (el 75% del umbral anaeróbico), es decir, justo al límite, y 155 ppm en cuanto a la fc máxima (el 90,1% del umbral anaeróbico), bastante por encima, lo cual en este caso es más normal, ya que simplemente indica que en algún momento del recorrido he tenido esas pulsaciones; pese al fuerte viento, he logrado bajar en más de un minuto el tiempo obtenido ayer (36:00), por los 34:57 de hoy; las velocidades en estos momentos no me interesan mucho, aunque en cuanto a la velocidad media, como cabía esperar, va subiendo poco a poco; finalmente comentar que las sensaciones de hoy han sido buenas, tal y como lo demuestra haber podido incrementar un poco la cadencia respecto a la salida de ayer (84 rpm hoy por 83 rpm ayer), con un gasto calórico muy similar (518 cal. hoy por 512 cal. ayer). Parece que empiezo a encontrarme bien; en muchos momentos he podido aguantar cadencias de pedaleo muy por encima de las 100 rpm, incluso en tramos con alguna ligera subida, manteniendo la fc en unos límites aceptables; seguramente en esta salida, de no haber sido por el viento, hubiera conseguido superar todos los registros obtenidos hasta ahora, a excepción del tiempo.

Datos técnicos:

Poco hay que decir en este apartado, ya que se trata de una salida que no ofrece ninguna dificultad; partimos desde Molins de Rei con dirección a la rotonda de Can Villalba, unos dos kilómetros antes de llegar a Olesa de Montserrat; el recorrido lo efectuamos por la carretera N-II hasta llegar a la rotonda que encontramos poco antes de llegar a Martorell, en donde nos desviaremos a la derecha para tomar la carretera de Olesa de Montserrat, perfectamente señalizada; la vuelta la efectuaremos por el mismo camino, desandando lo que antes habíamos andado.


La orografía de la etapa

Las únicas dificultades, por decir algo, las encontraríamos en el paso por el Polígono Industrial de El Congost, entre Sant Andreu de la Barca y Martorell, en el camino de ida, así como la rampa entre la rotonda de Martorell y el propio polígono industrial en el camino de vuelta; nada más.


El itinerario de la etapa


Índice I.B.P. 21 (muy suave)

martes, 25 de septiembre de 2012

Salida del 25-09-2012: Can Villalba (04)


Trayecto 001
25-09-2012

"Can Villalba"
(04)

Duración: desde las 14:00 a las 15:30 horas
Climatología: soleado; temperatura suave; viento
Terreno: asfalto 100% en perfectas condiciones
Desarrollo en el banco de pruebas: libre



Crónica:

Vuelvo esta semana a realizar estas salidas controladas después del parón forzoso de la semana pasada debido al cólico de la madrugada del domingo-16, lo que me obligó por precaución a suspender las salidas hasta el viernes pasado; bien, dicho lo dicho, vayamos ya a lo que me interesa; vamos a intentar a partir de ahora aprovechar al máximo el poco tiempo del que dispongo, y para eso voy a comenzar potenciando la resistencia aeróbica, lo cual me permitirá no solo rebajar considerablemente el peso al consumir preferentemente grasas, sino aumentar el volumen del corazón y conseguir de esta forma mayor oxigenación de los músculos y, en consecuencia, mayor fondo físico; para ello llevaré siempre el ojo puesto en la frecuencia cardíaca (fc), pedaleando siempre que sea posible dentro de la zona aeróbica (el 70-75% de la fc máxima estaría  bien); en mi caso, partiendo de que mi umbral anaeróbico lo sitúo en 172 pulsaciones por minuto (ppm), obtendríamos que lo ideal sería no bajar de las 120 ppm, ni subir de las 130 ppm; a ello vamos; ¿y cómo notaré entonces si voy progresando?; muy sencillo; a medida que vaya mejorando, si bien las pulsaciones se mantendrán inalterables entre el 70 y el 75% de la fc máxima, en cambio la velocidad media irá en aumento, ya que poco a poco me permitirá llevar desarrollos más altos; lo mismo ocurrirá con la cadencia de pedaleo, que igualmente espero vaya aumentando; por contra, el tiempo en el que realice el itinerario del banco de pruebas deberá ir disminuyendo; ¡joder!, vaya lío; pues venga, no perdamos más tiempo y veamos como ha ido la salida de hoy.

Los datos obtenidos han sido éstos:


Efectivamente; aquí tenemos los resultados; como era de esperar, los datos del velocímetro, incluyendo el tiempo han sido de largo los peores hasta ahora; en concreto he tardado casi 9 minutos más en realizar el itinerario del banco de pruebas (36:00) en relación con el mejor tiempo hasta ahora (27:43:80), cosa por otra parte lógica; pero en cambio los valores del pulsómetro no tienen comparación; he podido conseguir una frecuencia cardíaca máxima de 147 ppm (el 85,5% del umbral anaérobico) frente a las 171 ppm que constituía hasta ahora el mejor registro; pero lo mejor han sido las 121 ppm de la frecuencia cardíaca media (el 70,3% del umbral anaérobico), frente a las 155 ppm que eran el mejor registro hasta hoy; estos datos debemos ponerlos igualmente en relación con las calorías consumidas (tan solo 512), lo que denota claramente las buenas sensaciones que he tenido en todo momento, sin que haya sido preciso esforzarme demasiado; seguiré aplicando estos criterios durante las próximas semanas con la intención de conseguir rebajar el tiempo hasta los 30 minutos y aumentar las cadencia media hasta las 100 rpm en una misma etapa, sin sobrepasar las 120 ppm de frecuencia cardíaca media; ese será nuestro próximo reto.

Datos técnicos:

Poco hay que decir en este apartado, ya que se trata de una salida que no ofrece ninguna dificultad; partimos desde Molins de Rei con dirección a la rotonda de Can Villalba, unos dos kilómetros antes de llegar a Olesa de Montserrat; el recorrido lo efectuamos por la carretera N-II hasta llegar a la rotonda que encontramos poco antes de llegar a Martorell, en donde nos desviaremos a la derecha para tomar la carretera de Olesa de Montserrat, perfectamente señalizada; la vuelta la efectuaremos por el mismo camino, desandando lo que antes habíamos andado.

La orografía de la etapa

Las únicas dificultades, por decir algo, las encontraríamos en el paso por el Polígono Industrial de El Congost, entre Sant Andreu de la Barca y Martorell, en el camino de ida, así como la rampa entre la rotonda de Martorell y el propio polígono industrial en el camino de vuelta; nada más.


El itinerario de la etapa


Índice I.B.P. 21 (muy suave)


domingo, 23 de septiembre de 2012

Salida del 23-09-2012: La Bola

Aquí estamos en "nuestra" Bola todos los
integrantes de esta impresionante salida

Trayecto 7
23-09-2012

"La Bola"
(la ida por el Sendero Miguelón y vuelta por el Sendero Luminoso)

Duración: entre las 8:00 y las 12:00 horas
Climatología: nublado; mucha humedad; temperatura suave
Terreno: bien en líneas generales

Grupo:



 Los participantes de esta impresionante etapa, por orden
alfabético: Javier, Javier Rojas, Jorge, José Ángel, Juanba,
Manuel, Miguel (ón), Miguel, Óscar, Pedro, Salvador y Víctor

Incidencias:

Ahora mismo nos referiremos a éllas, pese a que poca cosa tenemos que contar; pero lo que sí vamos a hacer es darle la bienvenida a un nuevo bíker que hoy nos ha acompañado por primera vez, y que seguro no será la última; nos referimos a Javier Rojas; no hace mucho tiempo que sale en bici de montaña, pero ganas no le faltan; hoy incluso seguro que hubiera subido hasta la Bola, aunque seguramente le habría costado lo suyo; no ha podido ser porque al llegar a Pallejá ha roto la abrazadera de la tija, por lo que se ha tenido que dar la vuelta; muy pronto estará ya con nosotros, pese a que es posible que deba pasar primero por un curso de aclimatización de BTT con los Zapoo's; ya veremos, ya ...; en cuanto a la salida, ¿qué podemos decir de la Bola que no hayamos dicho ya?; se ha convertido para nosotros en toda una etapa clásica que hemos realizado muchísimas veces, a pesar de lo cual, hoy, para Manuel, Óscar y Pedro, suponía una novedad; Manuel, por el camino, incluso se había empeñado en llevarse la Bola a su casa, pero cuando ha llegado arriba y ha visto sus dimensiones, enseguida, con muy buen criterio tal y como el bueno de Manuel nos tiene acostumbrados, ha desistido de la idea; hemos disfrutado de la salida como muy pocas veces; Pedro incluso le ha dado la máxima nota; y eso que hemos llevado en todo momento un ritmo muy alegre; ¿cómo dices?; ¿que empiece desde el principio?; bueno, pues vamos allá; habíamos quedado a las 8:00 horas en el Parque de las Palmeras, en dónde esta vez un servidor ha sido el último en llegar debido a que previamente he debido localizar y cargar el track de la Bola; allí estaba ya esperando nuestro amigo Javier Rojas, seguramente algo nervioso al no saber cómo iba a comportarse en esta su primera salida con los Siberianos; habíamos quedado en recoger a Miguel (ón) y Jorge justo en el cruce de la carretera de La Palma de Cervelló, aunque antes debíamos llegar a través de la zona de la Magina de Pallejá, con sus impresionantes rampas; para entonces ya nos había dejado Javier Rojas debido al problema de la abrazadera de la tija, sintiendo profundamente no poder continuar; tranquilo, Javier R., que quedan muchísimas salidas; tras superar la Magina nos hemos ahorrado el Sendero de la Borbones al coger el sendero trialero que encontramos justo antes de empezar la bajada de la gravera; eso nos ha hecho ganar algo de tiempo, aunque finalmente no hemos llegado a la hora prevista, las 8:30, a nuestro encuentro con Miguel (ón) y Jorge, que no han desaprovechado la ocasión para echárnoslo en cara; de nada les ha servido porque en cuanto hemos empezado a subir las infernales rampas del Sendero Miguel (ón), hoy mas pedregosas y complicadas que nunca, todos los del grupo nos hemos acordado del bueno de Miguel (ón) y cariñosamente de algún pariente allegado suyo; hemos sufrido lo indecible, aunque si con eso hemos logrado evitar el tramo de carretera La Palma-Corbera, bienvenido sea; se notaba que la gente iba disfrutando; de vez en cuándo Óscar, que está en su mejor momento, hacia algún que otro alarde que nos dejaba patidifusos; ¡quien lo ha visto y quien lo ve!; la alegría iba in crescendo, sobre todo cuando hemos superado el Sendero Miguel (ón) y la zona de urbana de Corbera para adentrarnos en la zona que se conoce como las Muntanyes de Can Rigol; Miguelillo no salía de su asombro al comprobar incrédulo que pudiéramos estar afrontando una etapa tan dura a tan fuerte ritmo, contando además con un paisaje espectacular; pero lo mejor ha sido cuando hemos tomado el Sendero de la Bola en la zona conocida como el Maset de Baix, en L'Amunt; pese a la tremenda dificultad del sendero debido a la cantidad de piedras y las subidas, hemos disfrutado todos como nunca; hoy no había nada que se nos resistiera, ni siquiera la pista ancha que encontramos antes de empezar la subida de la Bola que siempre se nos atraganta; hoy la hemos subido reservándonos para el final; y efectivamente se ha notado, ya que hemos afrontado las tremebundas rampas de la Bola mejor que nunca; todos hemos subido; Juanba se había adelantado y ha llegado el primero; después de esto ya habíamos justificado de largo la salida, aunque aún nos quedaba el regreso por la bonita zona de la Serra del Beco en Vallirana y, sobre todo, los impresionantes senderos de la Penya Roja en Cervelló; ¡qué gustazo!; pero aún nos quedaba una última sorpresa agradable; tras superar el Sendero de los Borbones y llegar a la pista de gravilla de la gravera que normalmente subimos hasta llegar nuevamente a la Magina en Pallejá, un servidor recordó que me habían dicho que yendo por la pista abajo encontraríamos un sendero a la izquierda que finaliza en Pallejá, ahorrándonos la subida de la gravera; dit i fet;  hemos ido todos como perros de presa a su encuentro y ... lo hemos encontrado; ha sido una delicia; Javier, con buen criterio, lo ha bautizado como el "Sendero Luminoso" debido a que ,,,, debido a que..., ¡joder!, no me acuerdo que es lo que al final ha dicho Javier para justificar este nombre; la próxima vez que lo veamos se lo preguntaremos; y así hemos llegado ya a Molins, obviamente por carretera, poniendo fin a esta bonita etapa que seguro que repetiremos muy pronto.




Jorge y Miguel (ón) escalando La Bola; en la 
foto de abajo todos los participantes en la salida

Datos técnicos:

Etapa clásica que hemos repetido infinidad de veces, y que nunca nos deja indiferentes; la hemos comenzado desde el Parque de las Palmeras, poniendo rumbo a Pallejá por el puente de Molins; en Pallejá hemos subido por las rampas de la zona de la Magina hasta llegar a la gravera, desviándonos aquí a la derecha para tomar el bonito sendero de bajada que finaliza muy cerca del cementerio de la Palma; en la Palma, tras cruzar la carretera, hemos proseguido por el Sendero Miguel (ón), en infame subida que nos ha dejado, tras mucho sufrimiento, en Corbera (baja), por cuyo casco urbano hemos transitado brevemente con dirección a L'Avall, dejando poco después esta zona urbana para adentrarnos en el paraje que conocemos como las Muntanyes de Can Rigol, por donde hemos continuado siguiendo la pista del monasterio de Sant Ponç de Corbera, al que nos hemos aproximado aunque sin llegar a él; donde sí hemos llegado ha sido a las zonas urbanas de Can Rigol primero y L'Amunt después, por donde hemos subido algunas rampas callejeando que nos han dejado a pie del Sendero de la Bola, en el Maset de Baix, superando como hemos podido sus impresionantes, aunque preciosas, rampas empedradas, llegando a la pista ancha de Gelida, por la cual hemos continuado para ir aproximándonos cada vez más a nuestro destino: La Bola, que se encuentra situada en la cima del pico del Puig d'Agulles 653 m), aunque para llegar allí aún deberemos superar unas de las rampas más infernales que hayamos visto, con desniveles del 25%, pero vale la pena; el regreso lo efectuaremos tomando la pista de las graveras de la zona, llegando así a un tramo antiguo y sin circulación de la carretera N-340, que empalma con la actual, y por la cual transitaremos durante unos kilómetros antes de desviarnos a la izquierda para adentrarnos en los bonitos parajes y senderos de la Serra del Beco, en Vallirana, pasando además por las urbanización Valle del Sol y Les Rovires, que nos darán paso para proseguir por los no menos impresionantes senderos de la zona de la Penya Roja, ya en Cervelló, continuando por la Urbanización de San Rafael y Can Vidal, con lo cual llegaremos nuevamente a la carretera de la Palma, que cruzaremos para tomar el Sendero de los Borbones, el cual nos dejará en la pista de gravilla de la gravera, continuado a la derecha, en bajada, hasta desviarnos al cabo de unos metros a la izquierda para tomar el Sendero Luminoso, el cual nos dejará ya en el casco urbano de Pallejá, desde donde nos desplazaremos a Molins de Rei por la propia carretera N-II, poniendo fin a la etapa.

La orografía de la etapa

Preciosa etapa que no debe llevarnos a engaños, ya que además es muy dura, toda ella; los tramos de aparente llaneo, en realidad son falsos llanos que te van haciendo mella; lo más duro sería la zona de la Magina en Pallejá, el Sendero de la Bola en L'Amunt, la Pista de Gelida y, como es lógico, el acceso a la Bola con rampas del 25% de cemento granulado que quitan el hipo.

El itinerario de esta etapa


Índice I.B.P. 94 (duro)

El video

sábado, 22 de septiembre de 2012

Salida del 22-09-2012: El Ratpenat por la puerta de atrás

Un servidor en Avinyo Nou (antes Avinyonet)

Trayecto 6
22-09-2012

"El Ratpenat por la puerta de atrás"

Duración: entre las 9:00 y las 13:00 horas
Climatología: nubes y claros; temperatura suave
Terreno: asfalto 100%, granulado a veces, en buenas condiciones

Incidencias:

Tenía ganas de volver a realizar esta etapa;  ¿que por qué?; porque la única vez que la realicé, el día 08-09-2012, junto con Miguelillo y Sergi, sufrí una especie de pájara o desfallecimiento que me dejó muy mal sabor de boca; las rampas que hoy he podido subir con el 1-7 y 1-8, entonces no fui capaz de hacerlo con todo metido; incluso me costaba horrores llanear; pero hoy no; pese a haberme tirado toda la semana sin tocar la bici por precaución tras el cólico biliar de la madrugada del domingo y estar bajo medicación, entre élla, antibióticos, hoy me he encontrado ya mucho mejor; en ningún momento he sufrido; el acceso al Ratpenat por la vertiente de Olivella o la Plana Novella hoy no me ha parecido tan duro como aquel día; la etapa la he iniciado a las 9:00 de la mañana, ya que no tenía excesiva prisa, y durante los primeros kilómetros incluso he gozado de una mañana fresca que invitaba a pedalear; sabía que me encontraba bien dado que en la salida-nocturna de la noche anterior, en la que en algún momento forcé un poco, me había encontrado bien; por lo tanto, durante esta salida nada hacía presagiar que pudiera tener algún incidente; y no los he tenido; la primera dificultad del día era el Coll de Begues, (el enlace corresponde al Blog de nuestro amigo Jaume de Diego, 1001 puertos de montaña, el cual recomiendo fervientemente) que como refleja el gráfico de más abajo tiene una longitud de unos 8 km sin descanso alguno.

Orografía del Coll de Begues

Las sensaciones que hoy he tenido subiendo este puerto no pueden compararse con las del día 08-09-2012, aunque haya subido tomando algunas precauciones; en ningún momento sus continuas rampas me han castigado en exceso, lo que era una muy buena señal.

Aquí estoy en la rotonda de la Rectoría, de
Begues, que es donde termina el puerto

Desde Begues a la siguiente dificultad, es decir, las rampas que encontramos un poco antes de llegar a Avinyo Nou (Avinyonet), tenía un buen trecho para recuperar, y eso es lo que hecho, hidratándome perfectamente y tomando algo de comida; tampoco en este caso he notado demasiado cansancio, habiendo coincidido casi todo el camino con un ciclista, lo cual me permitía ir en grupo, dando relevos; daba gusto pedalear por estos parajes, prácticamente sin circulación alguna; el ciclista en cuestión se ha desviado a la derecha justo al llegar a Olesa de Bonesvall; de buena gana hubiera continuado yo también por allí; pero no; me había propuesto terminar la etapa prevista, y a ello iba; rápidamente he llegado a Avinyo Nou, en donde ya es costumbre parar en la plaza de la iglesia para tomar un poco de agua y alguna barrita, a la vez que hacerse alguna foto; hoy no iba a ser una excepción.

Aquí estoy en la fachada de la iglesia de
Avinyo Nou, en donde he parado un rato

Sabia muy bien que la llegada a Avinyo Nou significaba el fin de la diversión, ya que enseguida encararía la carretera de Sant Pere Molanta y Olivella, adentrándome cada vez más en el macizo del Garraf; pero también sabía que hasta llegar a la Plana Novella aún podría ir trampeando ya que el terreno no era demasiado duro, salvo alguna que otra rampa de cierta consideración; sabía perfectamente que la verdadera dificultad comenzaba tras la bajada de Can Grau, la cual enlaza ya con la Plana Novella; algún día subiremos por aquí; mejor dicho: intentaremos subir por aquí; muchas veces hemos dicho, exagerando un poco, "por aquí da miedo bajar"; bueno, pues la bajada de Can Grau os aseguro que verdaderamente da miedo; da mucho miedo; imaginaros como debe ser subir; como hemos dicho, tras bajar por aquí enseguida llegamos a la Plana Novella, y justo aquí, en la zona urbana encontramos una calle a la izquierda, en impresionante subida, que definitivamente me ha hecho ver que hoy iba mucho mejor que el otro día; entonces esta rampa me costó horrores subirla, en parte porque durante los primeros metros iba algo atrancado al cogerme de improviso; pero hoy no; hoy sabía perfectamente en donde estaba, y la he subido sin agobio alguno, con dos o tres piñones en la recámara, que en ningún momento ha sido necesario meter; esto me ha dado mucha confianza cuando he empezado ya el ascenso al Ratpenat, o a la Morella si se quiere; los tremendos toboganes del día 08-09-2012 hoy no me han impresionado; en ningún momento me ha hecho falta meterlo todo; y así, casi sin enterarme, he llegado arriba, sabiendo que la etapa prácticamente ya se había terminado, pese a que aún quedaban unos 35-40 km para llegar a casa.

 Bonita imagen de la cima del Ratpenat; que le pregunten
a Miguelillo y Sergi la cara que tenía aquí el otro día

El resto, incluyendo la impresionante bajada del Ratpenat, ya era otro cantar; en ningún momento he sentido la dureza de esta etapa, lo que me ha permitido llanear con grandes desarrollos, y llegar a casa como la otra vez, vía Castelldefels, Gavá, Viladecans, Sant Boi, Sant Boi y el Pla, aunque en esta ocasión con la satisfacción que produce haber saldado una deuda pendiente; "el que paga, descansa"; sí, si, pero descansa más el que cobra; jajaja.

Datos técnicos:

Impresionante etapa; una de las más duras realizadas hasta la fecha; la he empezado yendo por el Polígono de El Pla con dirección a Sant Boi, tras pasar por Molins, San Feliu y Sant Joan; en Sant Boi he tomado la carretera vieja de Viladecans y Gavá, desviándome a la derecha para poner rumbo a Begues por la carretera BV-2411, a través de lo que conocemos como el Coll de Begues, un puerto de unos 8 km de longitud, con rampas de pendiente media del 6-7%, sin descanso alguno, que termina en la zona de la Rectoría; a partir de aquí la tendencia será ya a bajar durante unos 20-25 km, llegando a Avinyo Nou por la misma carretera, tras pasar por Olesa de Bonesvall; en Avinyo Nou tomaremos la carretera N-340 con dirección a Vilafranca del Penedés, y un poco antes de llegar a esta localidad, nos desviaremos en la rotonda por la bonita carretera local BV-2425 para dirigirnos a Olivella, pasando por las afueras de Sant Pere Molanta y muy cerca de L'Alborçar; mucho más adelante tendremos que coger el desvío que conduce a Olivella a través de la carretera BV-2111, aunque unos metros antes de llegar a esta localidad nos desviaremos nuevamente a la izquierda para dirigirnos ya a hacia la Plana Novella, en el corazón de El Garraf, por una carretera secundaria en buen estado, con tendencia a subir; eso será hasta llegar a Can Grau, en donde comenzaremos a bajar por la misma carretera, la cual nos dejará ya en la Plana Novella, desde donde nos dirigiremos al Ratpenat, aunque en esta ocasión por la vertiente trasera, pese a que la carretera siga siendo la misma; antes de "hacer cima" tendremos que superar no menos de 5-6 toboganes que quitan el hipo, algunos con una gran longitud; tras llegar al desvío que conduce a la Morella, prácticamente habremos terminado de sufrir, ya que lo que nos quedará será la bajada del Ratpenat y el tramo existente entre Castelldefels y Molins de Rei, que coincide ya en parte con el itinerario de la ida, pasando por Castelldefels, Gavá, Viladecans, Sant Boi y Sant Vicençs antes de tomar el Polígono de El Pla por el puente nuevo, con lo cual habremos finalizado esta dura etapa.

La impresionante orografía de esta etapa

Como hemos dicho, se trata de una etapa bastante dura, tal y como refleja su alto I.B.P. (100), su ascensión acumulada (casi 1.400 m) y sus prácticamente 100 Km; lo más duro sería el Coll de Begues, la zona anterior a Olivella y, sobre todo, el trayecto entre la Plana Novella y la cima del Ratpenat; no tiene desperdicio.

El itinerario de esta etapa


Índice I.B.P. 100 (muy duro)

A continuación publicaremos un estudio comparativo entre la salida de hoy y la que realicé el día 08-09-2012 junto con Miguelillo y Sergi.

Estudio comparativo

De este estudio comparativo llama mucho la atención que, pese a que las sensaciones tenidas en esta etapa han sido mejores que las que tuve en la del día 08-09-2012, tal y como por otra parte reflejan la mayoría de los registros, en cambio las calorías consumidas han sido superiores, lo que demostraría que el gasto calórico de hoy ha sido más grande que la otra vez, es decir, como si me hubiera costado realizar la etapa mucho más hoy que entonces, lo cual no me cuadra. Estaremos atentos.