EnBicicleta

sábado, 26 de septiembre de 2015

Salida del 26-09-2015: El alto de Espiells (por la Creu Aregall y regreso por Begues)

En la rotonda de Pallelá,
a punto de salir

Trayecto 163
26-09-2015

El alto de Espiells
(por la Creu Aregall y regreso por Begues)
 
 
Duración: desde las 8:30 a las 14:00 horas
Tiempo de pedaleo: 4:31:13 horas
Climatología: soleado; muy buena temperatura
Terreno: asfalto 100%; en perfectas condiciones
Distancia: 104,36 km a 23,1 km/h de media
Altitud acumulada: 1.438 m

Participantes:


 Los participantes en la salida:
Juan "El Hierro", Miguelillo y un servidor

Crónica:

Después de bastante tiempo sin asomar, ésta ha sido la segunda salida consecutiva en la que nos ha acompañado nuestro querido amigo Miguelillo, quien aún conserva unos kilos de más debido a que últimamente no ha salido demasiado, pero que, a poco que nos descuidemos, nos dejará las bicis totalmente lisas, sin una sola "pegata"; jajaja; hoy ya ha empezado a dar muestras de su inminente recuperación; esperemos que siga así; esta vez ha sido un servidor quien ha preparado esta bonita salida, cuyo recorrido en parte no conocían mis ilustres acompañantes, pese a que El Hierro ha afirmado haber subido al alto de Espiells con el camión; yo no lo creo; jajaja; habíamos quedado a las 8:30 horas en la rotonda de Pallejá; cuando me he presentado allí, ya me estaban esperando los demás con unas ganas inmensas de pasar un buen día, cosa que hemos logrado con creces, aunque con la premisa de que nuestro ritmo no fuera demasiado alto dada la inactividad de El Hierro y Miguelillo, a pesar de que finalmente casi me han ido esperando a mí, que sobre el papel era quien se encontraba mejor; jajaja; rápidamente hemos comenzado con dirección al alto de Espiells, nuestro principal objetivo en esta bonita salida; para ello nos hemos encaminado hacia Sant Andreu de la Barca, siempre con un ritmo muy distendido sin parar de hablar y sin incidencias de ninguna clase; en Sant Andreu de la Barca la cosa ha comenzado a ponerse algo más seria al tomar la carretera de montaña que finaliza en Corbera de Llobregat, con una clara tendencia ascendente y alguna que otra rampa de consideración; y efectivamente, poco antes de llegar a la urbanización de Can Llopard he podido comprobar lo que ya sabía, aquello de que "el secreto está en salir"; jajaja; tanto El Hierro como Miguelillo han pagado aquí, en donde encontramos las rampas más duras, su inactividad, sobre todo El Hierro, siempre con una elevada cadencia, aunque de vez en cuando pegue unos arreones que luego le pasan factura por no querer bajar un poco el ritmo; esta ha sido la primera dificultad de la jornada, que finalmente hemos superado perfectamente; Miguelillo no sabía muy bien en donde se encontraba, aunque lo que es seguro es que tanto él como El Hierro, que no conocían esta bonita carretera de montaña, han disfrutado como nunca; una vez hemos llegado a Corbera de Llobregat ya se han percatado de por donde habíamos venido; desde aquí nos hemos encaminado hacia nuestra segunda dificultad: el alto de la Creu Aregall, que casi podemos decir que comienza en la propia rotonda de Corbera, ya que la carretera precisamente en esta zona presenta unas rampas con cara y ojos; el acceso a la Creu Aregall sí que lo hemos hecho los tres juntos, recordando los viejos tiempos, casi siempre al ritmo que nos ha impuesto el Hierro y disfrutando como locos de esta carretera; en el alto, como no podía ser de otra forma, hemos parado para hacernos una foto; y van ..., ni se sabe; sin duda alguna el letrero del alto de la Creu Aregall, como hemos dicho en otras ocasiones, posiblemente sea el más fotografiado de la comarca ... y fuera de ella; jajaja.

 Aquí estamos dándonos un respiro 
en el alto de la Creu Aregall

Rápidamente hemos iniciado el descenso para encaminarnos ya hacia nuestro principal objetivo: el alto de Espiells, y lo hemos hecho con un poco de precaución ya que habían algunas zonas bastante húmedas, aunque sin que se hayan producido incidencias; tras el bonito descenso, nos hemos incorporado a la carretera de Gelida, por la cual hemos continuado con dirección Sant Sadurni y con la mente puesta ya en Espiells; ninguno de mis compañeros había subido, al menos con la bici, por este alto; el Hierro nos ha insistido que él con el camión sí que lo había hecho alguna vez; jejeje; sin duda habrá estado en Espiells, ahora bien, que haya subido por esta vertiente creo que ya es más dudoso, ya que se trata de una carretera estrecha y con rampas que en alguna ocasión llegan al 15%; la suerte es que se trata de un acceso corto; posiblemente no tenga más de 500 metros, aunque lo suficiente para no descuidarte lo más mínimo; en Espiells, como no, hemos vuelto a parar.


 Aquí estamos en Espiells, nuestro
principal objetivo en esta salida

En la continuación se nos presentaban varias alternativas; yo lo que tenía pensado era llegar a la carretera de Sant Sadurní-Masquefa y dirigirnos a esta última localidad, para poner luego rumbo a Piera y regresar a casa por Esparreguera y Olesa, un bonito itinerario que ya hemos realizado muchas veces; pero la cuestión es que el Hierro se ha empeñado en continuar por el alto de Els Casots, y como ya sabemos, "en donde manda patrón,  no manda marinero", jeje; le hemos hecho caso a El Hierro y nos hemos encaminado hacia Sant Sadurní para poner luego rumbo hacia Els Casots, siempre por una preciosa carretera, ahora ya en constante bajada, y en un paisaje espectacular; aquí se encuentran las cavas de Juvé i Camps; enseguida hemos llegado a las inmediaciones de Sant Sadurní, en donde hemos tomado ya la carretera que conduce a la N-340, pasando previamente por el alto de Els Casots, siempre juntos y disfrutando de esta bonita salida; lo que habíamos previsto a continuación era continuar por la carretera nacional hasta Avinyo Nou, cosa que hemos hecho, pese a que en esta ocasión, por raro que parezca, no hayamos dejado constancia fotográfica; jejeje; el Hierro parece ser que estaba dispuesto a alargar la salida algo más, pero aquí ha sido en donde finalmente se han impuesto los santos cojones de Miguelillo, que no quería llegar demasiado tarde a casa, y hemos regresado por el camino más rápido, que no era otro que por Begues, a través de otra preciosa carretera que a mucha gente se le hace eterna, incluso algo pestosa, pero que sin duda alguna es de las más impresionantes que conocemos, desde luego en un bonito paisaje; aquí sí que hemos aligerado un poco el ritmo; incluso de vez en cuando era un servidor quien iba pegando algunos arreones para no entretenernos demasiado, pensando ya en las cervezas que nos íbamos a tomar en cuanto llegáramos a Viladecans; en la rotonda de la Rectoría hemos parado ya por última vez, sabiendo que lo que nos quedaba ya era todo "coser y cantar"; como sabemos, una de las ventajas de ir con el Hierro es saber que no vamos a quedarnos sin fotos; si hace falta parar a alguien para que las haga, se le para; faltaría más; jejeje; aquí dejamos la foto que nuestro amigo casi ha obligado a hacer a un bíker que pasaba por allí y que no ha tenido más remedio que pararse; jejeje.

En la rotonda de la Rectoría (Begues),
nuestra última parada de esta salida

Ya teníamos todo el pescado vendido; rápidamente hemos bajado hasta llegar a Gavá, en la carretera de la costa, que en esta ocasión hemos cruzado para dar un bonito y largo rodeo con la intención de llegar a Viladecans, dado que el acceso de siempre estaba cortado debido a unas obras; en cualquiera de los casos, el recorrido ha valido la pena; finalmente hemos llegado a Viladecans, en donde hemos aprovechado para tomarnos unas cervezas perfectamente tapeadas, poniendo así fin a esta bonita salida que ojalá podamos repetir muy pronto; Miguelillo tiene ahora la palabra ... si sus obligaciones laborales no lo impiden.

En Viladecans, tras finalizar
la bonita etapa de hoy

Datos técnicos:

La etapa no tiene ninguna dificultad especial; la hemos comenzado dirigiéndonos desde Molins de Rei- Pallejá a Sant Andreu de la Barca por la carretera N-II, desviándonos en esta localidad por la carretera local de montaña que finaliza en Corbera de Llobregat, en donde hemos empalmado con las carreteras BV2421 y BV2425, poniendo rumbo al Alto de la Creu Aregall, bajando a continuación hasta llegar a la carretera C-243 a la altura de Gelida, por la cual hemos continuado con dirección a Sant Sadurni d'Anoia; poco antes de llegar a esta localidad, nos hemos desviado tomando durante unos instantes la carretera local BV2296 has desviarnos rápidamente por el desvío que se dirige hacia lo localidad de Espiells, en dura subida, enlazando al llegar aquí con la carretera BV2247, por la cual hemos continuado hasta llegar a la carretera Sant Sadurní-Masquefa, la BV2241, dirigiéndonos hacia Sant Sadurni y enlazando en la rotonda grande con la carretera BP2427, que ya no dejaremos hasta llegar a la N-340, tras pasar por la localidad de Els Casots; una vez lleguemos a la nacional, continuaremos por ella con dirección a Vilafranca del Penedés, si bien al llegar a Avinyo Nou nos desviaremos por la carretera local BV2411 poniendo rumbo a Begues, pasando previamente por Olesa de Bonesvall y llegando finalmente a Gavá, en donde cruzaremos la carretera de la costa, la C245, para dirigirnos a Viladecans por la zona agraria; desde Viladecans regresaremos ya a Molins de Rei, por el itinerario de costumbre, es decir Sant Boi de Llobregat y la carretera de El Pla, pasando por las localidades de Cornellá de Llobregat, Sant Joan Despí y Sant Feliu de Llobregat.

 La altimetría de la etapa

La etapa no tiene ninguna dificultad; lo más complicado, tal y como se aprecia en el gráfico, serían los accesos a los altos de Corbera de Llobregat desde Sant Andreu de la Barca, la Creu Aregall, Espiells y Begues; poca cosa más.
 
El itinerario de la etapa
 

Índice I.B.P. 109 (muy duro)

viernes, 11 de septiembre de 2015

Salida del 11-09-2015: 4 puertos (Corbera desde Sant Andreu, la Creu Aregall, els Casots y el Ordal)

Los integrantes del grupo de esta preciosa salida en el Alto de la Creu Aregall, 
posiblemente uno de los lugares más fotografiados en nuestro entorno
 
Trayecto 161
11-09-2015

4 puertos
(Corbera desde Sant Andreu, la Creu Aregall, Els Casots y el Ordal)


Duración: desde las 7:30 a las 11,30 horas
Tiempo de pedaleo: 3:25:40 horas
Climatología: nublado; humedad; temperatura agradable
Terreno: asfalto 100%; bastante húmedo-mojado en zonas
Distancia: 73,44 km a una media de 21,4 km/h
Altitud acumulada: 1.149 m

Grupo:


Los participantes en la salida, por orden alfabético:
Francisco, Quim, Roser y Salvador 

Crónica:

¿Sabe alguien que es el cielo?; supongo que no, aunque cualquiera de los que hoy hemos participado en esta bonita salida podríamos decir algunas cosas al respecto; desde luego no creemos que el disfrute en el cielo sea superior al que hemos tenido hoy nosotros en esta impresionante salida; nuestro amigo Quim ha sido el responsable; "¿cómorrrr?"; ahora mismo lo explicamos; empecemos desde el principio; parece ser que hoy era un día señalado para salir con la bici de BTT; la idea era realizar un recorrido de preparación similar al de La Travessa, aunque, para no perder demasiado tiempo, se había pensado ir por el río hasta Monistrol, realizando desde allí el recorrido clásico hasta Santa Cecilia-Montserrat; a pesar de que no tengo en este momento todos los datos, creo que nuestro ilustre Tesorero iba a ser el único en realizar el recorrido completo, sin ahorrarse nada; yo mismo estaba dispuesto a realizarlo, aunque finalmente las fuertes lluvias de ayer me hicieron cambiar de idea en previsión de que el camino del río estuviera demasiado encharcado; por eso cuando a media tarde leí el mensaje de Quim en el grupo de WatsApp proponiendo un salida corta con las flacas no me lo pensé un solo segundo y enseguida me apunté a ella; Roser hizo lo propio; Lobato estaba algo indeciso, aunque no lo descartábamos del todo; el lugar de encuentro, como casi siempre, era el bar El Triángulo, en donde a las 7:30 me he presentado; Roser, puntual como siempre, ya estaba esperando; al poco tiempo se han presentado Francisco, con el que un servidor no contaba, y Quim, el promotor de la salida; finalmente quien no se ha presentado ha sido Lobato, a quien se le han pegado algo las sábanas, pese a que debamos decir en su honor que tampoco se comprometió formalmente a venir; en cuanto ha transcurrido el tiempo de cortesía que le hemos dado a Lobato sin que apareciera, hemos comenzado este bonito itinerario que, por por delegación de Quim, ha preparado un servidor, contando con la premisa de que deberíamos estar de regreso alrededor de las 11:00 - 11:30 horas, lo que hemos cumplido a rajatabla; desde luego la presencia de Francisco ha sido primordial, al menos para mí, ya que prácticamente, según nos ha dicho, hacía casi tres meses que no tocaba la bici, por lo que su estado de forma digamos que era mejorable; eso ha hecho que prácticamente fuera todo el rato acompañado de Roser, que esta vez no ha tenido ni siquiera oportunidad de darnos mandanga tanto a Quim como a un servidor, por lo que ambos hemos ido marcando el ritmo en muchas fases de este bonito recorrido.

  Aquí estamos en El Triángulo en la foto de partida,
una vez descartada la presencia de Lobato

El itinerario que había pensado lo había hecho ya un par de veces anteriormente, siempre en mejor estado de forma, y por eso, cuando tanto Roser como Quim han dicho que no conocían el tramo entre Sant Andreu de la Barca y Corbera de Llobregat, lugar que creo que nuestro amigo Cáceres parece ser que conoce a la perfección por frecuentarlo bastante, sabía que les iba a encantar, como efectivamente así ha sido; el ritmo que hemos impuesto hasta llegar a Sant Andreu era muy suave, siempre bajo un cielo amenazador, aunque gozando de una temperatura muy agradable; como sabíamos, una vez hemos llegado a Sant Andreu y nos hemos encaminado hacia Corbera, las cosas han cambiado un poco; Francisco, como era de esperar, enseguida ha dado muestras de flaqueza, y por eso Roser se ha mantenido siempre a su lado, en tanto que Quim y un servidor nos hemos adelantado; lo dicho: esta bonita subida, en un paisaje espectacular, ha gustado mucho; desde Corbera, como estaba previsto, nos hemos encaminado hacia la Creu Aregall, siempre bajo la misma canción, es decir, Quim y un servidor abriendo camino, y Roser y Francisco algo más rezagados; en el alto de la Creu Aregall, como no podía ser de otra forma, hemos parado, aprovechando para comer y beber algo y hacernos un nueva, que no la última, foto; faltaría más; jajaja.

El Alto de la Creu Aregall (537 m),
como siempre, parada obligada  

En el alto, Francisco, dado su bajo estado de forma, había decidido dejarnos cuando llegáramos a la carretera de Gelida, emprendiendo directamente el regreso a casa por Martorell; y así hubiera sucedido si no llega a ser por Quim, quien haciendo alardes de un verbo locuaz, lo ha persuadido convenciéndolo para que termináramos el recorrido todos juntos, tal y como lo habíamos emprendido; dit i fet; en este momento yo me he comprometido en llevar su mismo ritmo, relevando así a Roser, y eso es lo que he hecho prácticamente hasta terminar esta salida; cuando hemos iniciado la bajada del puerto, pensábamos que la lluvia nos sorprendería de un momento a otro; desde luego algunos tramos de la carretera estaban totalmente mojados debido a la fuerte humedad existente, lo que nos ha obligado a bajar con mucha precaución y, tal y como estaba previsto, tras alcanzar la carretera de Gelida, nos hemos encaminado hacia Sant Sadurní d'Anoia con objeto de enfrentarnos a la tercera dificultad de la jornada: el alto de Els Casots; ahora ya éramos Francisco y un servidor quienes en todo momento nos hemos mantenido en la retaguardia, imprimiendo Quim y Roser un fuerte ritmo que ha hecho que enseguida los perdiéramos de vista hasta llegar a la carretera N340, en donde nos hemos reagrupado nuevamente para iniciar el ascenso al puerto de El Ordal, la última dificultad de esta salida; hasta llegar a la localidad de El Ordal, casi nos hemos mantenido juntos, aunque Quim y Roser nunca han dejado la cabeza, bajo una finísima lluvia que casi hemos agradecido; tras pasar por esta localidad, en donde nuevamente nos hemos reagrupado, ha sido un servidor quien ha tomado la delantera llegando poco después a la cima seguido de Quim, en tanto que Roser y Francisco lo han hecho unos minutos después; la etapa prácticamente la teníamos ya en el bolsillo, aunque no hemos querido dejar la oportunidad de hacernos unas fotos para el recuerdo; faltaría más; jeje.


El puerto del Ordal (487 m) nuestra
última dificultad en esta jornada

Pues ya está; aquí prácticamente se acaba la historia, ya que el terreno que nos quedaba hasta llegar a casa era muy favorable; hemos bajado el puerto nuevamente con mucha precaución ya que la carretera en algunos tramos estaba algo húmeda, aunque sin incidencias de ningún tipo; en Molins de Rei hemos parado para tomarnos unas cervezas y nos hemos despedido, ya que un servidor ya me he quedado aquí; los demás han proseguido hasta Sant Feliu y Cornellá, con lo cual hemos puesto fin a esta preciosa salida, a la que le hemos sacado todo el jugo que hemos podido, ¿verdad?; pues eso; a seguir disfrutando.

Datos técnicos:

Preciosa salida; un poco corta (73 km) aunque intensa (1.150 m de desnivel), ideal para ir cogiendo forma; la hemos iniciado en Molins de Rei-Sant Feliu de Llobregat (según el track adjunto), desde donde nos hemos encaminado a Sant Andreu de la Barca por la carretera N-II, pasando previamente por Molins de Rei y Pallejá; en Sant Andreu de la Barca hemos tomado la carretera local de montaña que finaliza en Corbera de Llobregat, en donde hemos empalmado con las carreteras BV2421 y BV2425, poniendo rumbo al Alto de la Creu Aregall, bajando a continuación hasta llegar a la carretera C-243 a la altura de Gelida, por la cual hemos continuado con dirección a Sant Sadurní d'Anoia; aquí nos hemos desviado con rumbo al alto de Els Casots por la carretera local BP2427, que enlaza directamente con la carretera N340, tras pasar por esta localidad; desde la N-340 hemos iniciado el regreso, continuando ya sin dejar esta carretera y tras superar el puerto del Ordal y las localidades de Vallirana, Cervelló, Sant Vicenç des Horts y Molins de Rei.

La altimetría de la etapa

La etapa no reviste demasiada dificultad, siempre y cuando no tengamos demasiada prisa en terminarla; las únicas dificultades de la misma están constituidas por los cuatro altos que deberemos superar: el de Corbera de Llobregat desde Sant Andreu de la Barca, la Creu Aregall, els Casots y el Ordal; se trata de cuatro puertos bastante tendidos, con rampas que rara vez superan el 8-10%, bastante llevaderos.
 
 El itinerario de la salida
 

Índice I.B.P. 76 (duro)

domingo, 6 de septiembre de 2015

Salida del 06/09/2015: El Coll d'Estenalles (por Mura)

Aquí tenemos a algunos de los participantes en esta salida; faltaban Pol, que se nos 
uniría más tarde en Pallejá, y el fotógrafo, cuyo nombre no recuerdo en este momento 

Trayecto 133
06-09-2015

El Coll d'Estenalles
(por Mura)


Duración: desde las 7:00 a las 13:00 horas
Tiempo de pedaleo: 4:24:52 horas
Climatología: nubes y claros; temperatura agradable
Terreno: asfalto 100%: en buenas condiciones
Distancia: 111,63 km a una media de 25,3 km/h
Altitud acumulada: 1.249 m

Grupo:
  
Salida en compañía del grupo 
de carretera de Sprint Bike

Crónica:

La historia se repite; eso es lo que dicen y a fe que lo hemos comprobado ya que hoy hace exactamente un año que realicé esta misma etapa con el "grupo de carretera" de Sprint Bike; en aquella ocasión, contando a Pol, a quien como hoy recogimos en Pallejá, fuimos 18, contando a Manolo "Bione" y Juan "sin miedo"; creo recordar que aquélla era la primera salida con Sprint Bike de Enrique, a quien bauticé como el "chico verde de Santini" al no saber entonces su nombre; aquella salida fue un calvario tanto para Enrique como para Manolo "bione" y un servidor, que a duras penas pudimos llegar a Estenalles; después de un año, las cosas han cambiado un poco, sobre todo en el caso de Enrique, a quien hay que felicitar ya que hoy se ha permitido el lujo de llegar a Estenalles en el grupo de cabeza, dando muestras de un progreso envidiable; y un servidor ¿qué?; bueno, pues bastante bien en relación con aquella otra salida, pese a que en cuanto mis ilustres acompañantes han olido los puntos que estaban en juego y han incrementado el ritmo, he perdido su estela, llegando a la cima en solitario, aunque con buenas sensaciones; de momento no es preocupante ya que hace escasamente quince días, antes de comenzar las vacaciones y con unos cuantos kilos de menos, mi nivel era muy superior al de hoy; espero poder alcanzarlo nuevamente muy pronto; hoy podemos decir que partía prácticamente de "0"; en fin, dicho lo dicho, vayamos a ver como se ha desarrollado la salida.


Foto retrospectiva de algunos de los integrantes del grupo 
que realizamos este mismo recorrido el día 07-09-2014

El inicio de la salida estaba programado a las 7:00 horas desde el lugar de costumbre y allá me he encaminado unos minutos antes; anoche, a última hora, incluso sustituí las ruedas de perfil alto que he adquirido recientemente en previsión de que pudieran lastrar algo durante esta salida, sabiendo de antemano que durante la subida a Estenalles me tocaría sufrir; finalmente no ha sido así, ya que en cuanto hemos llegado a Mura, que era el lugar en donde parece ser que se había decidido por unanimidad que habría "carta blanca" para la lucha por los puntos, he puesto un ritmo que me ha permitido no cansarme de forma exagerada, consiguiendo así llegar a la cima en perfectas condiciones aunque, claro está, bastante retrasado; ya vendrán tiempos mejores; jajaja; como siempre, y salvo en algún que otro trecho, el ritmo que hemos llevado inicialmente era muy placentero; puede que alguno que nos haya visto pasar haya pensado que éramos unos domingueros en busca de un suculento almuerzo, como tantos y tantos; jajaja; craso error; posiblemente no haya ningún grupo de carretera que de forma tan homogénea tenga el nivel que atesoran la mayoría de los carreteros de Sprint Bike; hoy lo hemos podido comprobar una vez más; el itinerario que hemos seguido ha sido prácticamente el mismo que llevamos en la salida del 07-09-2014, si bien en aquella otra nos desviamos hasta un bar para almorzar; creo que en el Pont de Vilomara; hoy en cambio hemos ido por faena, prácticamente todos agrupados, pese a que tras pasar por esta localidad, cuando la carretera ha comenzado ya a empinarse de forma constante, el ritmo impuesto ha sido bastante alto; recuerdo que en la salida del año pasado, fue a partir de aquí cuando Enrique, Manolo "bione" y un servidor comenzamos a dar muestras de flaqueza; hoy en cambio, por lo que a mí respecta, me he permitido incluso ir casi siempre en cabeza, aunque sabiendo que en cuanto mis acompañantes olieran los puntos en juego las cosas cambiarían; desde luego no me he equivocado; bajo estas circunstancias hemos llegado a Rocafort, en donde hemos efectuado nuestra primera parada técnica para comer y beber algo, aprovechando además para aliviar las vejigas, y en el caso de Toño algo más; jajaja; la jugada le ha salido bien ya que finalmente ha sido el primero en llegar a Estenalles; habrá que tomar ejemplo jajaja.

En Rocafort, durante nuestra
primera parada técnica

Aquí ha sido en donde ya se ha dispuesto que las hostilidades no comenzarían hasta llegar a Mura, lo cual nos ha permitido llegar a esta localidad aún agrupados; a partir de aquí, como hemos dicho, las cosas han cambiado diametralmente, ya que el pelotón se ha ido fraccionando formándose grupos, poniendo a cada uno en su sitio; el ciclismo no miente, ni nosotros podemos mentirle a él; en este momento ha sido cuando he podido comprobar que no debía cebarme si quería llegar a Estenalles de una pieza; y eso es lo que he hecho; sin prisas pero sin pausas; como casi siempre, el bueno de Sergio, una vez ha hecho cima, ha bajado para comprobar el estado de los que aún estábamos en ello; lógicamente en el coll nos hemos reagrupado para iniciar poco después todos juntos la bonita bajada; indicar que los tres primeros puestos han sido esta vez para:

1º. Toño
2º. Pol
3º. Sergio


Aquí estamos en la cima del Coll d'Estenalles, 
nuestro principal destino en esta salida

Poca cosa podemos decir, salvo que hemos bajado a un ritmo trepidante, como si tuviéramos prisa, aunque sin incidencias de ningún tipo parando, al igual que el año pasado, en el parque que nos encontramos al llegar a Terrassa para reponer líquido; ese mismo ritmo nos ha permitido llegar a casa en un santiamén; un servidor se ha quedado ya en Molins de Rei, perdiéndome la cerveza que sé de buena tinta que se han tomado los demás en Sant Feliu; aquí está la prueba.

  En Sant Feliu de Llobregat, tomando
una merecida cerveza

Datos técnicos:

Se trata del itinerario clásico de la etapa del Coll d'Estenalles (870 m) vía Mura; la hemos empezado desde Molins de Rei-Sant Feliu de Llobregat, dirigiéndonos hasta Martorell por la carretera N-II, pasando previamente por Pallejá y Sant Andreu de la Barca; en Martorell nos hemos desviado en la primera rotonda con dirección a Olesa de Montserrat, tomando brevemente la carretera local C-243 que conduce a Terrassa, si bien enseguida nos hemos desviado tomando la BV-1201 que conduce a Olesa de Montserrat, desde donde nos hemos dirigido a Monistrol por la carretera C-1411, por la que hemos continuado, pasando por Castellbell i el Vilar, Sant Vicenç de Castellet y El Pont de Vilomara; en esta localidad nos desviaremos para tomar la carretera BV-1224 que conduce a Mura, pasando previamente por Rocafort; tras pasar por Mura, al cabo de unos kilómetros llegaremos a la carretera BV-1221 que viene de Talamanca y que nos llevará a nuestro destino: el Coll d'Estenalles, desde donde pondremos rumbo a casa dirigiéndonos a Terrassa por esta misma carretera, pasando instantes antes por Matadepera; en Terrassa nos dirigiremos ya hacia Molins de Rei-Sant Feliu por la antigua carretera de Caldas, la C-1413, pasando previamente por Les Fonts, Rubí y El Papiol, poniendo así fin a esta bonita etapa.

La altimetría de la etapa; los datos 
corresponden a la salida del 07-09-2014

Se trata de una etapa que no reviste excesiva dificultad, salvo cuando llevemos demasiada prisa; como se aprecia en el mapa de su orografía, tiene dos partes: la primera, desde Molins de Rei-Sant Feliu a Estenalles, en la que no hacemos otra cosa que subir, sobre todo en el tramo que va desde El Pont de Vilomara hasta llegar a Estenalles, teniendo especial dificultad las rampas de Mura y los últimos 4 kilómetros antes de llegar al Coll d'Estenalles; y la segunda, desde Estenallles hasta Molins de Rei-Sant Feliu, en la que lo único que haremos será bajar, sin dificultad alguna.
 

El itinerario de la salida


Índice I.B.P. 104 (muy duro)