EnBicicleta

sábado, 16 de abril de 2016

Salida del 16-04-2016: Los 5 picos (con algunas variaciones)

Los participantes en esta bonita salida;
aquí estamos cerca de Vacarisses

Trayecto 178
16-04-2016

 Los 5 picos
(con algunas variaciones)


Datos de la salida:


Duración: desde las 8:00 a las 14:30 horas
Tiempo de pedaleo: 6:01:51 horas
Climatología: despejado; buena temperatura, incluso algo de calor
Terreno: asfalto y cemento en algunos tramos, en buenas condiciones
Distancia: 139,49 km a una media de 23,1 km/h
Altitud acumulada: 2.195 m

Grupo:




Los participantes en la salida, por orden alfabético:
Álex, Estarqui, Juan "El Hierro", Raül, Salmerón y Salvador

Crónica:

Bueno, bueno, bueno ... esto es lo que se llama ciclismo del bueno; los ingredientes ya los conocemos: una bonita ruta y ganas de pasarlo bien; tampoco es tan complicado ¿verdad?; pues eso; vamos pues al lío; durante la semana contacté con Juan "El Hierro", que parece que ha comenzado ya a "asomar el bigote" realizando salidas con cara y ojos; aún llora mucho, pero es de suponer que pronto dejará de hacerlo; jeje; anunciamos la salida en los acostumbrados grupos de WhatsApp, aunque finalmente tan solo hemos sido 6 los afortunados que hemos gozado de esta bonita etapa; lo único que nos ha faltado ha sido salir a una hora un poco más decente, lo cual nos hubiera permitido terminar esta etapa en su totalidad, aunque eso no significa que lo hecho no nos haya dejado plenamente satisfechos; a eso de las 8:00 horas me he encontrado con Álex en Molins de Rei y ambos hemos ido al encuentro de Juan "El Hierro" en la primera rotonda de Pallejá; cuando hemos llegado ya nos estaba esperando con la cámara cargada, como siempre; indicar que ésta era la primera salida seria de Álex, que se ha incorporado a nuestro mundo de la carretera hace tan solo unos días; su nivel es impresionante; dentro de muy poco quizás ya tan solo lo podamos ver en la salida, ya que inmediatamente se marchará sin remedio, sin posibilidad de poderlo seguir, salvo con un buen catalejo; ya veremos, ya ...; pasados unos minutos de las 8:00 h hemos salido ya los 3 con dirección a Martorell, en donde nos debíamos encontrar con Estarqui, lo que ha ocurrido a eso de las 8:30 h; nuestro amigo venía acompañado de un buen número de carreteros que se dirigían hacia el pantano de Foix, entre éllos, Xavi y Simone; de buena gana los hubiéramos acompañado, aunque finalmente hemos continuado con el plan previsto, y éste no era otro que encontrarnos con Salmerón a la altura de la urbanización Ribes Blaves, lo que efectivamente ha ocurrido, si bien con la agradable sorpresa de que estaba acompañado de Raül, con el que hacía una eternidad que no salíamos; esperemos que a partir de ahora podamos compartir nuevas salidas con más frecuencia.

Aquí se nos ve en la carretera de Olesa de Montserrat,
justo en el cruce por el que se accede a Ribes Blaves

Desde el cruce de Ribes Blaves hemos proseguido ya la etapa todos agrupados, si bien Estarqui, El Hierro, Álex y un servidor íbamos ya calientes tras haber superado las rampas de esta urbanización; en cualquiera de los casos el ritmo que llevábamos era muy relajado, aunque de ninguna forma cansino o zapero, disfrutando de la radiante mañana que hoy nos hemos encontrado, pese a que en algunos momentos hayamos pasado incluso algo de calor; el tránsito por la urbanización Ribes Blaves realmente constituía una alternativa respecto al recorrido originario que efectuamos Estarqui y un servidor el día 16-03-2013, aunque ha valido la pena; de hecho, el itinerario desde que nos desviamos por la urbanización de Santa María de Villaba hasta llegar a Ribes Blaves, constituye un pico más debido a las numerosas rampas que deberemos soportar, algunas de cierta envergadura; Álex, que prácticamente no tiene aún experiencia en salidas por carretera, seguro que estaba disfrutando como un enano; nos había dicho que seguramente no aguantaría la salida completa dada su falta de rodaje; jajaja; desde luego ha aguantado como el que más, o incluso mejor que la mayoría de nosotros; yo, que lo conozco algo, ya lo intuía; rápidamente nos hemos encaminado hacia el que constituía sobre el papel el primero de los picos: Vacarisses, presentándonos en la rotonda todos agrupados, disfrutando como auténticos cosacos; prácticamente ni hemos parado, encaminándonos poco después hacia nuestro segundo destino, Montserrat, tomando la preciosa carretera que finaliza cerca de Castellbell, con el macizo de Montserrat siempre a la vista; no hay palabras para describir el grado de satisfacción con el que hemos llegado a Castellbell, y por eso no vamos a decir nada más; por el camino aún hemos tenido tiempo de introducir una bonita variante en el ascenso a Montserrat a través de las urbanizaciones de San Cristóbal y la Calzina, por iniciativa de Salmerón, que no ha dejado indiferente a nadie y que con seguridad a partir de ahora tomaremos ya con asiduidad; por eso, desde Castellbell, nos hemos dirigido hacia Marganell, y poco antes de llegar a esta localidad, nos hemos desviado a la izquierda con dirección a San Cristóbal; desde luego ha valido la pena, pese a que debamos superar algunas rampas rompepiernas con algo más que cara y ojos; aquí nos hemos dividido, formándose un primer grupo con Salmerón, Estarqui y Raül, que se han adelantado, en tanto que detrás nos hemos quedado El Hierro, Álex y un servidor, y ello debido a que nuestro amigo El Hierro, dado su horario laboral, prácticamente no puede salir durante la semana, por lo que está aún lejos de su mejor forma, motivo por el cual ha preferido no forzar demasiado la máquina; esta carretera nos ha dejado muy cerca de la Font dels Monjos, por lo que prácticamente ya nos habíamos zampado, casi sin darnos cuenta, la mayor parte del ascenso a Montserrat, llegando al cruce del parking en un periquete.


   Aquí estamos en el parking de Montserrat,
tras superar las rampas de San Cristóbal

Aquí sí hemos parado durante unos minutos para comer alguna cosa e hidratarnos convenientemente, prosiguiendo al cabo de un rato nuestro itinerario hacia Marganell, tomando la carretera con dirección al cruce de Can Masana, si bien antes de llegar allí nos hemos desviado a la derecha para bajar por El Casot; suerte hemos tenido de que las impresionantes rampas de bajada encementadas no hayan causado estragos en nuestras bicicletas; alguno no las tenía todas consigo.



Aquí estamos incorporándonos a la carretera de 
Marganell, tras bajar las duras rampas de El Casot

Habíamos superado ya 2 de los 5 picos previstos en esta salida, por lo que aún nos quedaba bastante tela que cortar; enseguida hemos comenzado a sopesar la posibilidad de que debido a la falta de tiempo, casi con toda probabilidad no podríamos terminar la etapa en su totalidad, como efectivamente ha sucedido; eso nos va a proporcionar la excusa perfecta para repetirla más pronto que tarde, ¿estamos?; ahora de lo que se trataba era de atacar los 2 próximos picos: Rocafort y Estenalles; realmente la localidad de Rocafort no representa un auténtico pico, a pesar de que la carretera desde la localidad de El Pont de Vilomara no deja de subir, siempre bajo un precioso paisaje; El Hierro continuaba dando muestras de agotamiento por las razones apuntadas; en cambio, Álex se encontraba como pez en el agua, sin señal alguna de estar afectado por la dureza de la etapa; en Rocafort hemos vuelto a parar.

En Rocafort, en donde El Hierro no ha querido dejar 
pasar la oportunidad de hacer una nueva foto

Tras superar al alto de Rocafort se nos presentaba, según mi entender, la máxima dificultad de la jornada: el Coll d' Estenalles; podemos decir sin temor a equivocarnos que la dificultad comienza al llegar a la localidad de Mura, en donde deberemos superar unas rampas urbanas que quitan el hipo; al llegar aquí ha sido cuando el grupo se ha desmoronado por completo; delante nos hemos quedado Estarqui, Álex y un servidor, a pesar de que íbamos ralentizando nuestro ritmo para permitir que los demás se nos unieran, cosa que finalmente no ha ocurrido; detrás venía El Hierro, aguantando bien el tipo pero con claros síntomas de cansancio, y más atrás aún se habían quedado Salmerón y Raül, quienes para evitar cualquier desfallecimiento, habían optado por parar en Mura y aprovechar para comer unas cocas; los de delante, viendo que los demás no venían, hemos proseguido aunque disminuyendo mucho más el ritmo; hemos llegado a la carretera de Talamanca aún en solitario, en donde debido a un mal entendimiento se ha quedado Estarqui esperando a los demás; Álex y un servidor hemos proseguido, si bien con un ritmo cansino en espera de que se nos unieran los demás; pensábamos que nos atraparían de un momento a otro, pero eso no ha sucedido; cuando hemos llegado al letrero que indica los últimos 4 kilómetros, sin duda los más duros, hemos continuado ya con la sola intención de sobrevivir, sin esperar a nadie, y llegar cuanto antes a la cima; Álex, que no conocía la zona, no salía de su asombro ante el bonito paisaje que hemos ido disfrutando, en pleno corazón del Parque Natural de Sant Llorenç del Munt i la Serra de L'Obac; un servidor, sin darme cuenta, puede que haya incrementado un poco el ritmo y cuando he girado la cabeza he visto que Álex se había quedado detrás; ni siquiera lo veía y por eso he decidido ya continuar hasta el alto forzando incluso más el ritmo, lo cual me ha permitido llegar enseguida, además de con muy buenas sensaciones; al cabo de unos minutos se ha presentado Álex, que efectivamente ha comentado que lo había pasado bastante mal durante los dos últimos kilómetros debido a su falta de experiencia en carretera; ya vendrán tiempos mejores;  después han llegado Estarqui, Salmerón y Raül, y finalmente El Hierro, aunque antes de eso Estarqui nos ha dejado tras haber recibido una llamada de su santa; a pesar de la excusa que nos ha dado, yo creo que igual su santa lo que quería era ajustarle las cuentas, ya que, como sabemos, nuestro amigo no para de salir; los demás también hemos decidido regresar a casa lo antes posible dado lo avanzado de la hora, y eso es lo que hemos hecho dejando para una mejor ocasión el último de los picos: la Collada de L'Obac; otra vez será; en Terrassa nos han dejado Salmerón primero y Raúl después, llegando los demás a Molins de Rei por el itinerario de costumbre vía Rubí, despidiendo ya a El Hierro, que ha continuado hasta Viladecans, en tanto que Álex, más contento que unas castañuelas, y un servidor, nos hemos quedado ya en Molins, poniendo así fin a esta preciosa etapa que seguro repetiremos muy pronto, ¿verdad?.

Datos técnicos:

Se trata de una bonita etapa, que no dejará nunca insatisfecho a nadie; la hemos comenzado, al menos algunos, en Molins de Rei, desde donde nos hemos dirigido por la carretera N-II hacia Martorell, pasando por las localidades de Pallejá y Sant Andreu de la Barca; en Martorell nos hemos dirigido hacia Olesa de Montserrat, tomando brevemente la carretera de Terrassa C-243, que hemos dejado al cabo de poco para desviarnos a la izquierda por la carretera de Olesa BV-1201; hemos proseguido por esta carretera, si bien al cabo de unos kilómetros la hemos dejado para desviarnos a la derecha tomando la carretera BV-1202 que se dirige a Ullastrell, si bien al cabo de un par de kilómetros la dejaremos para proseguir por la Urbanización de Santa María de Villaba a través de una preciosa carretera local de montaña, cruzando las urbanizaciones de Oasi y Ribes Blaves antes de incorporarnos a la carretera que viene de Olesa B-120, continuando por ella con dirección a Vacarisses tras pasar el cruce de la que conduce a Viladecavalls; desde Vacarisses nos hemos dirigido hacia Castellbell por la bonita carretera BV-1212, siempre con el macizo de Montserrat a la vista, tomando a continuación la carretera de Marganell, la BV-1123, por la que transitaremos durante unos kilómetros antes de desviarnos por la BV-1122 que conduce a las urbanizaciones de San Cristóbal y La Calzina, enlazando con ella con la carretera clásica Monistrol-Montserrat, BP-1121, que ya no dejaremos hasta llegar al cruce del parking de Montserrat, desde donde nos dirigiremos a la derecha con dirección al cruce de Can Masana, si bien no llegaremos hasta allí, ya que unos kilómetros antes nos desviaremos a la derecha para poner rumbo a Marganell por El Casot, en trepidante bajada, llegando así nuevamente a la carretera por la que antes habíamos transitado, la BV-1123, por la cual continuaremos con rumbo a Castellbell, si bien poco antes de llegar a esta localidad nos desviaremos tomando la carretera general C-1411 que se dirige a Manresa, por la que circularemos durante unos kilómetros antes de dejarla para proseguir hacia Sant Vicenç dels Castellet y el Pont de Vilomara, comenzando en esta última localidad nuestro ascenso hacia Mura, pasando previamente por Rocafort, otro de los picos de la jornada; en Mura tomaremos la carretera de montaña BV-1223, por la que no dejaremos de subir hasta alcanzar la que viene de Talamanca y que se dirige al Coll d'Estenalles, nuestro último destino en esta salida; continuaremos pues por la carretera BV-1221 hacia Estenalles, y posteriormente, tras hacer cima, hacia Matadepera y Terrassa, en donde pondremos rumbo a Molins de Rei por la antigua carretera de Caldes, la C-1413, pasando previamente por las localidades de Rubí y El Papiol, poniendo así fin a esta impresionante salida.

La orografía de la etapa

Como sabíamos, la etapa no tiene desperdicio, aunque no sea excesivamente dura pese a sus más de 2.000 m de altitud; lo más duro sería el acceso a Montserrat a través de la Urbanización San Cristóbal y el Coll d'Estenalles, aunque el resto de la etapa no es ni mucho menos fácil, con muchas zonas rompepiernas y algunas rampas de consideración.



El itinerario de la etapa


El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 159 (dureza extrema)