EnBicicleta

domingo, 1 de mayo de 2016

Salida del día 01-05-2016: Puertos de La Llacuna y el Ordal

Aquí tenemos en el Triángulo a algunos de los participantes en esta salida; 
faltaban Juan "El Hierro" y un servidor; finalmente Quique no hizo la salida

Trayecto 180
01-05-2016

Puertos de La Llacuna y El Ordal
(por Carme y regreso por Vilafranca del Penedés)



Datos de la etapa:

Duración: desde las 7:15 a las 13:30 horas
Tiempo de pedaleo: 5:22:25 horas
Climatología: despejado; soleado; viento racheado 
Terreno: asfalto 100% en buenas condiciones
Distancia: 137,13 km a una media de 25,5 km/h
Altitud acumulada: 1.837 m

Grupo:


Salida en compañía del grupo 
de carretera de Sprint Bike

Crónica:

Muy bonita salida, que incluía en mi caso una amplia zona desconocida hasta hoy y que me ha dejado muy buen sabor de boca; me estoy refiriendo al tramo existente entre las localidades de Carme y La Llacuna, que transcurre por un paisaje de ensueño, como prácticamente la totalidad de esta bonita etapa; el día anterior estuve hablando con Juan "El Hierro", al que convencí para que nos acompañara y por eso, dado que venía desde Viladecans, había quedado con él en la primera rotonda de Pallejá, en donde debíamos incorporarnos al pelotón a eso de las 7:30 horas, más o menos; hemos sufrido no obstante un pequeño retraso en encontrarnos debido a que hoy le ha tocado a Quique pinchar, comenzando por eso la etapa algo más tarde de lo previsto; finalmente Quique, que debía estar pronto en casa, no nos ha podido acompañar; superados estos pequeños incidentes, nos hemos podido agrupar en Pallejá a eso de las 7:45 horas, comenzando nuestro bonito recorrido en compañía de Juan "El Hierro", que espero no sea la última vez que nos acompañe; pese a las múltiples marchas ciclistas que se han celebrado entre ayer y hoy, con una amplísima participación de Sprint Bike, como siempre, ello no ha impedido que formáramos una grupetta con cara y ojos y, como siempre, con una ganas inmensas de pasarlo bien, cosa que hemos logrado sin grandes alardes; hemos comenzado, como ya es costumbre, con un ritmo aparentemente cansino, aunque sin parar en ningún momento, ni siquiera debido a algunas urgencias prostáticas que poco a poco nos van afectando a los más veteranos; la mañana era ideal, con una temperatura que invitaba a dar pedales, y eso es lo que hemos hecho, totalmente agrupados durante los primeros kilómetros; la primera dificultad del día se nos ha presentado cuando nos hemos desviado a la altura de Gelida para dirigirnos a Sant Llorenç de Hortons, en cuyo itinerario nos hemos encontrado con algunos pequeños desniveles que en ocasiones ha roto el grupo; hemos ido devorando kilómetros sin incidencias de ningún tipo, llegando a Piera en un periquete, y encaminándonos desde aquí hasta Capellades, en donde hemos decidido parar tras superar las rampas anteriores a la primera de las fuentes de esta localidad.

Aquí estamos en la fuente que encontramos a la entrada 
de Capellades, nuestra primera parada técnica

 Tras tomarnos un pequeño respiro en Capellades, hemos reanudado la marcha, adentrándonos en un paisaje espectacular; nos hemos encaminado hacia La Pobla de Claramunt por una preciosa carretera, en muy buen estado y con clara tendencia descendente; poco antes de llegar a la Pobla de Claramunt nos hemos desviado a la izquierda hacia Carme, lo que suponía ya una novedad para un servidor; la zona me ha gustado mucho, pese a que nos hemos encontrado con un viento racheado bastante molesto en ocasiones; habíamos dicho que la etapa estaba transcurriendo sin incidencias, pero justo aquí ha sido cuando se ha producido la única: hemos perdido el contacto con Belda; antes de proseguir el camino hacia la localidad de Carme, hemos mantenido un breve debate sobre si lo esperábamos o bien continuábamos sin él; finalmente, debido a que el propio Belda había dicho que él pararía a almorzar en La Llacuna, algo que los demás habíamos descartado, hemos decidido por amplia mayoría continuar sin nuestro amigo; el terreno era de falsos llanos o, si se quiere, pestoso, y por eso el grupo se ha fragmentado en mil pedazos, reagrupándonos al llegar a La Llacuna, en donde unos minutos después se ha presentado Belda, quien parece ser que ha tomado un recorrido alternativo sin pasar por Carme, ahorrándose con ello unos cuantos kilómetros; nos hemos alegrado al verle; hemos parado en un bar-restaurante de esta localidad para tomar café, y algunos algo más, entre éllos Belda, que se ha aposentado para almorzar como "Dios manda"; los demás nos hemos desorientado un poco debido al tiempo que presumiblemente nos quedaba por llegar; el que más y el que menos tenía ya algo de prisa, entre éllos un servidor; finalmente hemos decidido continuar por el itinerario previsto, el cual incluía regresar por el Puerto del Ordal; cuando la mayoría nos hemos decidido a continuar aún quedaban algunos rezagados que seguían en el bar "medioalmorzando"; hemos proseguido subiendo el que conocemos como Alto de La Llacuna, de unos 4-5 kilómetros muy tendidos, aunque lo suficiente para que fuera un servidor quien, sin proponérmelo, tomara la delantera, pese a llevar en todo momento un ritmo muy suave; la verdad es no entendía muy bien qué pasaba, ya que enseguida he perdido de vista a los demás, subiendo el alto en solitario; puede que el resto del personal se haya entretenido con algo; pensaba que me atraparían de un momento a otro, pero el caso de que tan solo Pol, cuando me quedaban tan solo unos metros para hacer cima, me ha pasado como una exhalación, pese a haber salido bastante después que un servidor y haber tenido que regresar al bar al habérsele olvidado algo; él ha sido quien finalmente se ha llevado los puntos, quedándome un servidor con un palmo de narices por no haber empezado el puerto junto con los demás; el reglamento está muy claro ¿verdad, Peque?; al cabo de pocos minutos se ha presentado en la cima Roser, que no ha parado; yo le he hecho una señal para comenzar la bajada juntos en espera de que vinieran los demás, aunque nuevamente me ha pasado lo mismo que en la subida; cuando me he dado cuenta, iba otra vez en solitario; he bajado algo el ritmo, pero la cuestión es que los demás no venían; dado que tenía prisa, no he querido parar del todo en espera de ser atrapado; finalmente el único que lo ha hecho ha sido El Hierro que, ahora sí, ha imprimido un fuerte ritmo al que un servidor ha respondido, continuando ya los dos juntos hasta la finalización de la etapa; el camino que nos quedaba hasta llegar a Vilafranca del Penedés era auténticamente placentero, casi siempre bajando; tras pasar por Vilafranca hemos tomado ya la carretera N-340 con dirección a la última dificultad de la jornada: el Puerto del Ordal, que hemos superado casi de la mano, sin incidencias; tampoco las ha habido en la bajada, con lo cual hemos podido llegar a casa, cuanto menos un servidor, a una hora más que decente, ahorrándome unos zapatillazos de mi santa ... y de paso quedándome sin puntuar; en fin, otro día será.

Un servidor con cara de felicidad tras haber
llegado a casa a una hora "decente"

 Datos técnicos:

Como hemos dicho, se trata de una bonita etapa que en mi caso he empezado en Molins de Rei, desde donde nos hemos dirigido hacia Martorell por la carretera N-II, tras pasar por Pallejá y Sant Andreu de la Barca; en Martorell hemos tomado la carretera C-243, poniendo rumbo a Gelida, en donde nos hemos desviado a la derecha con dirección a Sant Llorenç de Hortons por la carretera BV-2249, llegando por ella a la carretera de Piera, la B-224, por donde hemos continuado con dirección a Capellades, pasando previamente por Vallbona d'Anoia; desde Capellades nos hemos dirigido hacia La Torre de Claramunt por la carretera C-244, desviándonos un poco antes de llegar a esta localidad hacia Carme por la bonita carretera BV-2131 y poniendo rumbo a La Llacuna, a donde hemos llegado tras pasar previamente por Santa María de Miralles, en un paisaje espectacular; en La Llacuna tomaremos la carretera BP-2121 por la cual accederemos al que conocemos como el Alto de La Llacuna, pese a que en realidad se trate del Collet de la Serra, continuando por esta misma carretera hasta llegar a Sant Martí Sarroca, en una trepidante y larga bajada; desde Sant Martí Sarroca nos dirigiremos hacia Vilafranca del Penedés, tomando en esta población la carretera N-340, que ya no dejaremos hasta llegar a casa, subiendo el puerto del Ordal y pasando antes de llegar a casa por las localidades de Vallirana, Cervelló y Sant Vicenç dels Horts, con lo cual pondremos punto y final a esta bonita etapa, que seguro repetiremos en el futuro.

La orografía de la etapa

Muy bonita etapa, que prácticamente no ofrece grandes dificultades, con una altitud inferior a 2.000 m y un I.B.P. de 135; lo más duro sería la zona de falsos llanos que encontramos entre La Pobla de Claramunt y La Llacuna, además, claro está, de los altos de la Llacuna y el Ordal.


El itinerario de la etapa

El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 135 (dureza extrema)

sábado, 16 de abril de 2016

Salida del 16-04-2016: Los 5 picos (con algunas variaciones)

Los participantes en esta bonita salida;
aquí estamos cerca de Vacarisses

Trayecto 178
16-04-2016

 Los 5 picos
(con algunas variaciones)


Datos de la salida:


Duración: desde las 8:00 a las 14:30 horas
Tiempo de pedaleo: 6:01:51 horas
Climatología: despejado; buena temperatura, incluso algo de calor
Terreno: asfalto y cemento en algunos tramos, en buenas condiciones
Distancia: 139,49 km a una media de 23,1 km/h
Altitud acumulada: 2.195 m

Grupo:




Los participantes en la salida, por orden alfabético:
Álex, Estarqui, Juan "El Hierro", Raül, Salmerón y Salvador

Crónica:

Bueno, bueno, bueno ... esto es lo que se llama ciclismo del bueno; los ingredientes ya los conocemos: una bonita ruta y ganas de pasarlo bien; tampoco es tan complicado ¿verdad?; pues eso; vamos pues al lío; durante la semana contacté con Juan "El Hierro", que parece que ha comenzado ya a "asomar el bigote" realizando salidas con cara y ojos; aún llora mucho, pero es de suponer que pronto dejará de hacerlo; jeje; anunciamos la salida en los acostumbrados grupos de WhatsApp, aunque finalmente tan solo hemos sido 6 los afortunados que hemos gozado de esta bonita etapa; lo único que nos ha faltado ha sido salir a una hora un poco más decente, lo cual nos hubiera permitido terminar esta etapa en su totalidad, aunque eso no significa que lo hecho no nos haya dejado plenamente satisfechos; a eso de las 8:00 horas me he encontrado con Álex en Molins de Rei y ambos hemos ido al encuentro de Juan "El Hierro" en la primera rotonda de Pallejá; cuando hemos llegado ya nos estaba esperando con la cámara cargada, como siempre; indicar que ésta era la primera salida seria de Álex, que se ha incorporado a nuestro mundo de la carretera hace tan solo unos días; su nivel es impresionante; dentro de muy poco quizás ya tan solo lo podamos ver en la salida, ya que inmediatamente se marchará sin remedio, sin posibilidad de poderlo seguir, salvo con un buen catalejo; ya veremos, ya ...; pasados unos minutos de las 8:00 h hemos salido ya los 3 con dirección a Martorell, en donde nos debíamos encontrar con Estarqui, lo que ha ocurrido a eso de las 8:30 h; nuestro amigo venía acompañado de un buen número de carreteros que se dirigían hacia el pantano de Foix, entre éllos, Xavi y Simone; de buena gana los hubiéramos acompañado, aunque finalmente hemos continuado con el plan previsto, y éste no era otro que encontrarnos con Salmerón a la altura de la urbanización Ribes Blaves, lo que efectivamente ha ocurrido, si bien con la agradable sorpresa de que estaba acompañado de Raül, con el que hacía una eternidad que no salíamos; esperemos que a partir de ahora podamos compartir nuevas salidas con más frecuencia.

Aquí se nos ve en la carretera de Olesa de Montserrat,
justo en el cruce por el que se accede a Ribes Blaves

Desde el cruce de Ribes Blaves hemos proseguido ya la etapa todos agrupados, si bien Estarqui, El Hierro, Álex y un servidor íbamos ya calientes tras haber superado las rampas de esta urbanización; en cualquiera de los casos el ritmo que llevábamos era muy relajado, aunque de ninguna forma cansino o zapero, disfrutando de la radiante mañana que hoy nos hemos encontrado, pese a que en algunos momentos hayamos pasado incluso algo de calor; el tránsito por la urbanización Ribes Blaves realmente constituía una alternativa respecto al recorrido originario que efectuamos Estarqui y un servidor el día 16-03-2013, aunque ha valido la pena; de hecho, el itinerario desde que nos desviamos por la urbanización de Santa María de Villaba hasta llegar a Ribes Blaves, constituye un pico más debido a las numerosas rampas que deberemos soportar, algunas de cierta envergadura; Álex, que prácticamente no tiene aún experiencia en salidas por carretera, seguro que estaba disfrutando como un enano; nos había dicho que seguramente no aguantaría la salida completa dada su falta de rodaje; jajaja; desde luego ha aguantado como el que más, o incluso mejor que la mayoría de nosotros; yo, que lo conozco algo, ya lo intuía; rápidamente nos hemos encaminado hacia el que constituía sobre el papel el primero de los picos: Vacarisses, presentándonos en la rotonda todos agrupados, disfrutando como auténticos cosacos; prácticamente ni hemos parado, encaminándonos poco después hacia nuestro segundo destino, Montserrat, tomando la preciosa carretera que finaliza cerca de Castellbell, con el macizo de Montserrat siempre a la vista; no hay palabras para describir el grado de satisfacción con el que hemos llegado a Castellbell, y por eso no vamos a decir nada más; por el camino aún hemos tenido tiempo de introducir una bonita variante en el ascenso a Montserrat a través de las urbanizaciones de San Cristóbal y la Calzina, por iniciativa de Salmerón, que no ha dejado indiferente a nadie y que con seguridad a partir de ahora tomaremos ya con asiduidad; por eso, desde Castellbell, nos hemos dirigido hacia Marganell, y poco antes de llegar a esta localidad, nos hemos desviado a la izquierda con dirección a San Cristóbal; desde luego ha valido la pena, pese a que debamos superar algunas rampas rompepiernas con algo más que cara y ojos; aquí nos hemos dividido, formándose un primer grupo con Salmerón, Estarqui y Raül, que se han adelantado, en tanto que detrás nos hemos quedado El Hierro, Álex y un servidor, y ello debido a que nuestro amigo El Hierro, dado su horario laboral, prácticamente no puede salir durante la semana, por lo que está aún lejos de su mejor forma, motivo por el cual ha preferido no forzar demasiado la máquina; esta carretera nos ha dejado muy cerca de la Font dels Monjos, por lo que prácticamente ya nos habíamos zampado, casi sin darnos cuenta, la mayor parte del ascenso a Montserrat, llegando al cruce del parking en un periquete.


   Aquí estamos en el parking de Montserrat,
tras superar las rampas de San Cristóbal

Aquí sí hemos parado durante unos minutos para comer alguna cosa e hidratarnos convenientemente, prosiguiendo al cabo de un rato nuestro itinerario hacia Marganell, tomando la carretera con dirección al cruce de Can Masana, si bien antes de llegar allí nos hemos desviado a la derecha para bajar por El Casot; suerte hemos tenido de que las impresionantes rampas de bajada encementadas no hayan causado estragos en nuestras bicicletas; alguno no las tenía todas consigo.



Aquí estamos incorporándonos a la carretera de 
Marganell, tras bajar las duras rampas de El Casot

Habíamos superado ya 2 de los 5 picos previstos en esta salida, por lo que aún nos quedaba bastante tela que cortar; enseguida hemos comenzado a sopesar la posibilidad de que debido a la falta de tiempo, casi con toda probabilidad no podríamos terminar la etapa en su totalidad, como efectivamente ha sucedido; eso nos va a proporcionar la excusa perfecta para repetirla más pronto que tarde, ¿estamos?; ahora de lo que se trataba era de atacar los 2 próximos picos: Rocafort y Estenalles; realmente la localidad de Rocafort no representa un auténtico pico, a pesar de que la carretera desde la localidad de El Pont de Vilomara no deja de subir, siempre bajo un precioso paisaje; El Hierro continuaba dando muestras de agotamiento por las razones apuntadas; en cambio, Álex se encontraba como pez en el agua, sin señal alguna de estar afectado por la dureza de la etapa; en Rocafort hemos vuelto a parar.

En Rocafort, en donde El Hierro no ha querido dejar 
pasar la oportunidad de hacer una nueva foto

Tras superar al alto de Rocafort se nos presentaba, según mi entender, la máxima dificultad de la jornada: el Coll d' Estenalles; podemos decir sin temor a equivocarnos que la dificultad comienza al llegar a la localidad de Mura, en donde deberemos superar unas rampas urbanas que quitan el hipo; al llegar aquí ha sido cuando el grupo se ha desmoronado por completo; delante nos hemos quedado Estarqui, Álex y un servidor, a pesar de que íbamos ralentizando nuestro ritmo para permitir que los demás se nos unieran, cosa que finalmente no ha ocurrido; detrás venía El Hierro, aguantando bien el tipo pero con claros síntomas de cansancio, y más atrás aún se habían quedado Salmerón y Raül, quienes para evitar cualquier desfallecimiento, habían optado por parar en Mura y aprovechar para comer unas cocas; los de delante, viendo que los demás no venían, hemos proseguido aunque disminuyendo mucho más el ritmo; hemos llegado a la carretera de Talamanca aún en solitario, en donde debido a un mal entendimiento se ha quedado Estarqui esperando a los demás; Álex y un servidor hemos proseguido, si bien con un ritmo cansino en espera de que se nos unieran los demás; pensábamos que nos atraparían de un momento a otro, pero eso no ha sucedido; cuando hemos llegado al letrero que indica los últimos 4 kilómetros, sin duda los más duros, hemos continuado ya con la sola intención de sobrevivir, sin esperar a nadie, y llegar cuanto antes a la cima; Álex, que no conocía la zona, no salía de su asombro ante el bonito paisaje que hemos ido disfrutando, en pleno corazón del Parque Natural de Sant Llorenç del Munt i la Serra de L'Obac; un servidor, sin darme cuenta, puede que haya incrementado un poco el ritmo y cuando he girado la cabeza he visto que Álex se había quedado detrás; ni siquiera lo veía y por eso he decidido ya continuar hasta el alto forzando incluso más el ritmo, lo cual me ha permitido llegar enseguida, además de con muy buenas sensaciones; al cabo de unos minutos se ha presentado Álex, que efectivamente ha comentado que lo había pasado bastante mal durante los dos últimos kilómetros debido a su falta de experiencia en carretera; ya vendrán tiempos mejores;  después han llegado Estarqui, Salmerón y Raül, y finalmente El Hierro, aunque antes de eso Estarqui nos ha dejado tras haber recibido una llamada de su santa; a pesar de la excusa que nos ha dado, yo creo que igual su santa lo que quería era ajustarle las cuentas, ya que, como sabemos, nuestro amigo no para de salir; los demás también hemos decidido regresar a casa lo antes posible dado lo avanzado de la hora, y eso es lo que hemos hecho dejando para una mejor ocasión el último de los picos: la Collada de L'Obac; otra vez será; en Terrassa nos han dejado Salmerón primero y Raúl después, llegando los demás a Molins de Rei por el itinerario de costumbre vía Rubí, despidiendo ya a El Hierro, que ha continuado hasta Viladecans, en tanto que Álex, más contento que unas castañuelas, y un servidor, nos hemos quedado ya en Molins, poniendo así fin a esta preciosa etapa que seguro repetiremos muy pronto, ¿verdad?.

Datos técnicos:

Se trata de una bonita etapa, que no dejará nunca insatisfecho a nadie; la hemos comenzado, al menos algunos, en Molins de Rei, desde donde nos hemos dirigido por la carretera N-II hacia Martorell, pasando por las localidades de Pallejá y Sant Andreu de la Barca; en Martorell nos hemos dirigido hacia Olesa de Montserrat, tomando brevemente la carretera de Terrassa C-243, que hemos dejado al cabo de poco para desviarnos a la izquierda por la carretera de Olesa BV-1201; hemos proseguido por esta carretera, si bien al cabo de unos kilómetros la hemos dejado para desviarnos a la derecha tomando la carretera BV-1202 que se dirige a Ullastrell, si bien al cabo de un par de kilómetros la dejaremos para proseguir por la Urbanización de Santa María de Villaba a través de una preciosa carretera local de montaña, cruzando las urbanizaciones de Oasi y Ribes Blaves antes de incorporarnos a la carretera que viene de Olesa B-120, continuando por ella con dirección a Vacarisses tras pasar el cruce de la que conduce a Viladecavalls; desde Vacarisses nos hemos dirigido hacia Castellbell por la bonita carretera BV-1212, siempre con el macizo de Montserrat a la vista, tomando a continuación la carretera de Marganell, la BV-1123, por la que transitaremos durante unos kilómetros antes de desviarnos por la BV-1122 que conduce a las urbanizaciones de San Cristóbal y La Calzina, enlazando con ella con la carretera clásica Monistrol-Montserrat, BP-1121, que ya no dejaremos hasta llegar al cruce del parking de Montserrat, desde donde nos dirigiremos a la derecha con dirección al cruce de Can Masana, si bien no llegaremos hasta allí, ya que unos kilómetros antes nos desviaremos a la derecha para poner rumbo a Marganell por El Casot, en trepidante bajada, llegando así nuevamente a la carretera por la que antes habíamos transitado, la BV-1123, por la cual continuaremos con rumbo a Castellbell, si bien poco antes de llegar a esta localidad nos desviaremos tomando la carretera general C-1411 que se dirige a Manresa, por la que circularemos durante unos kilómetros antes de dejarla para proseguir hacia Sant Vicenç dels Castellet y el Pont de Vilomara, comenzando en esta última localidad nuestro ascenso hacia Mura, pasando previamente por Rocafort, otro de los picos de la jornada; en Mura tomaremos la carretera de montaña BV-1223, por la que no dejaremos de subir hasta alcanzar la que viene de Talamanca y que se dirige al Coll d'Estenalles, nuestro último destino en esta salida; continuaremos pues por la carretera BV-1221 hacia Estenalles, y posteriormente, tras hacer cima, hacia Matadepera y Terrassa, en donde pondremos rumbo a Molins de Rei por la antigua carretera de Caldes, la C-1413, pasando previamente por las localidades de Rubí y El Papiol, poniendo así fin a esta impresionante salida.

La orografía de la etapa

Como sabíamos, la etapa no tiene desperdicio, aunque no sea excesivamente dura pese a sus más de 2.000 m de altitud; lo más duro sería el acceso a Montserrat a través de la Urbanización San Cristóbal y el Coll d'Estenalles, aunque el resto de la etapa no es ni mucho menos fácil, con muchas zonas rompepiernas y algunas rampas de consideración.



El itinerario de la etapa


El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 159 (dureza extrema)

domingo, 6 de marzo de 2016

Salida del 06/03/2016: la 25ª Edición de Les Terres del Vi y el Cava

Aquí estamos los participantes de Sprint Bike y algún allegado
tras haber terminado nuestra participación en esta bonita marxa
 
Trayecto 175
06-03-2016

 

Datos de la marxa:
 

Duración: desde las 7.45 a las 13:00 horas
Tiempo de pedaleo: 5:02:23 horas
Climatología: despejado; muy soleado; viento racheado 
Terreno: asfalto y cemento en algunos tramos, en buenas condiciones
Distancia: 130,80 km a una media de 25,9 km/h
Altitud acumulada: 2.104 m

Grupo:


Salida en compañía del grupo 
de carretera de Sprint Bike

Crónica:

Como ya sabíamos de antemano, les Terres del ví i el cava constituye una marxa que no deja indiferente a nadie; hoy lo único que ha fallado ha sido la organización; en cuanto a todo lo demás, 10 sobre 10; en principio se trataba de una marxa a la que no tenía intención de venir; en su lugar había escogido la Transmaresme, en la cual me había inscrito y que igualmente se ha celebrado hoy; mi intención era ir con Juan El Hierro y con dos amigos más por nuestra cuenta, lo cual me iba a permitir llegar a casa a una hora "decente"; pero la cuestión es que nuestros planes iniciales se vieron truncados, por lo que en un primer momento había decidido ir con el grueso del club en un viaje en autocar perfectamente organizado, tal y como ya es costumbre en Sprint Bike; el único inconveniente era la hora de llegada, ya que los participantes de Sprint Bike en la Transmaresme de este año han superado con mucho la treintena; por tal razón, casi a última hora, se me ocurrió inscribirme en les Terres del vi i el Cava, una marxa de carretera de la que me habían hablado maravillas, aún a costa de perder el dinero pagado por la inscripción en la Transmaresme; finalmente no ha sido así, ya que he podido traspasarla a Ricard, quien además creo que ha sido el que ha realizado mejor tiempo de todos los participantes de Sprint Bike en la Transmaresme; así pues, todos contentos.
 
La salida de esta 25ª edición de les Terres del vi i el cava, como siempre, estaba dispuesta desde la zona deportiva de Vilafranca del Penedés, en donde nos hemos presentado a eso de las 7:00 horas de la mañana una nutrida representación de Sprint Bike; a esa hora de la mañana hacía un día de espanto; casi daba miedo salir del coche debido al frío; tras prepararnos y tomarnos alguna cosa, principalmente café, coca y chocolate, que nadie piense mal ¿ehh?, hemos salido junto con el grupo principal cuando han dado la salida a eso de las 7:45 horas; durante la semana había habido algún comentario respecto a que lo mejor era ir en grupo, aunque todos sabíamos que eso era del todo imposible ¿verdad Trapero?; ya sabemos que cuando hay puntos en juego, nadie conoce a nadie; y en esta ocasión los había dobles; por eso en cuanto hemos salido, el grupo creo que se ha dispersado; digo creo porque en esta ocasión ha sido un servidor el que se ha puesto en cabeza, con la intención de poder seguir a Trapero en cuando me pasara, sabiendo de antemano que ello no tardaría mucho en llegar; y efectivamente así ha sido; no habían transcurrido ni dos kilómetros cuando me ha superado; creo que ni siquiera me ha visto, o puede que no haya querido verme, jeje; he ido tras él, a una distancia prudencial, sin perderlo de vista en ningún momento, viéndolas venir; nuestro ritmo no era excesivamente alto; sin embargo unos kilómetros antes de llegar al alto de Font Rubí me ha pasado una grupetta formada por unos 8 o 10 ciclistas a un ritmo bastante aparente que enseguida se han puesto a la altura de Trapero, sucediendo lo que yo temía; que éste se integrara en este grupo incrementando su ritmo; dit i fet; dado que yo iba en solitario, cada vez se me iban alejando más y más, hasta que en un momento dado me he rendido y he continuado a un ritmo mucho más llevadero, con lo cual he perdido ya de vista a nuestro amigo, haciendo todo lo que quedaba del recorrido en solitario y disfrutando, eso sí, de esta preciosa marcha; la verdad es que estaba un poco con la mosca detrás de la oreja, ya que el itinerario no me cuadraba; según había publicado la organización en su página web, tras subir Font Rubí, debíamos desplazarnos hasta San Martí Sarroca, desde donde nos debíamos dirigir a Sant Jaume dels Domenys vía Les Cunilleres con la intención de subir el impresionante y precioso puerto de Las Ventosas (la Atalaya), dirigiéndonos luego hacia El Pla de Manlleu por la bonita altiplanicie existente en la zona y poniendo rumbo hacia el puerto de La Llacuna; pero el caso es que no ha sido así; después nos hemos enterado de que la organización había variado el recorrido originario debido a un rallye que se estaba celebrando en la zona de Las Ventosas; nosotros lo que hemos hecho ha sido girar hacia Torrelles de Foix para dirigirnos a la misma zona que estaba prevista, aunque por el itinerario de Pontons; el cambio no estaba mal del todo, aunque lo que ya no me ha gustado ha sido que prosiguiéramos hacia la localidad del Pla de Manlleu en lugar de habernos dirigido hacia La Llacuna por el desvío de El Pontonet, dando un largo rodeo; este cambio ha originado que tras pasar por el Pla de Manlleu, continuáramos por la carretera de Aiguaviva y Can Ferrer de la Cogullada hasta Vila-Rodona para subir el puerto de la Torreta, cosa que no estaba prevista; yo no guardaba buen recuerdo de este puerto debido a lo mal que lo pasé la última vez que pasé por aquí en compañía de mis buenos amigos Breo y Juan El Hierro en una etapa que comenzamos precisamente subiendo el puerto de Las Ventosas tras haber pasado previamente por las costas y el Pantano de Foix en una etapa que sobre el papel tenía 200 km; tan mal lo pasé en aquella ocasión subiendo el puerto de la Torreta, que cuando llegué a Vilafranca del Penedés opté por coger el tren para llegar a casa; pero hoy no; hoy me encontraba en unas condiciones que nada tienen que ver con entonces; he subido sin grandes agobios, pese a que los malos recuerdos que aún guardaba me han hecho tomar algunas precauciones; después de superar este bonito puerto sí que nos hemos dirigido por la carretera de Valldossera a La Llacuna, a través de la Urbanización El Pontonet, si bien no hemos llegado hasta propiamente la localidad de la Llacuna, quedándonos en el cruce de costumbre, desde donde hemos iniciado el regreso, ahora ya a través de una larguísima bajada por una carretera en muy buen estado, si bien hemos vuelto a subir al alto de Font Rubí, esta vez por la vertiente trasera, por donde tan solo encontramos un par de kilómetros muy asequibles; tras alcanzar el alto hemos continuado bajando hasta llegar a Guardiola de Font Rubí; cerca de esta localidad recordaba que la organización había dispuesto en su página web la opción para realizar el recorrido largo, aunque yo no lo he visto por ningún sitio; pensaba que finalmente se había acortado y que continuando hacia Vilafranca del Penedés, vía Vilobí del Penedés y Les Cabanyes, realmente se estaba realizando el recorrido largo; pero no; verdaderamente se debía haber tomado la variante, la cual en ningún momento ha sido indicado por el persona de la organización; Trapero sí que ha tenido más suerte y ha podido coger este itinerario; cuando he llegado a meta estaba convencido de que realmente había hecho el recorrido largo, acortado a tan solo 130p km, pero de eso nada; he debido conformarme con el corto; la organización, desde luego, ha dejado mucho que desear; es una lástima que una etapa tan bonita, que transcurre por un paisaje de ensueño, se haya visto perjudicada de esta forma; en fin, qué le vamos a hacer ...
 
 
 
 
 
 
La llegada a la meta de algunos de nuestros
participantes; y el posado final
 
El orden de llegada finalmente ha sido éste:
 
1º Trapero
2º Salvador
3º Cáceres
4º Lobo
5º Jordi Moreno
6º Carlos
7º Quim
8º Toni
9º Francisco
 
En realidad Quim, Toni y Francisco han llegado mucho antes, aunque debido a la deficiente organización, no han hecho el recorrido previsto al equivocarse al llegar al desvío del alto de Font Rubí; seguramente habrá que decidir si se les resta todo los puntos ... yo de momento lo dejo así.
 
 Datos técnicos:

Salvando lo mal organizada que ha estado esta marcha, el resto es todo bueno; la hemos empezado en Vilafranca del Penedés, en donde hemos tomado la carretera de Guardiola de Font Rubí, pasando por Les Cabanyes y Vilobí del Penedés; hemos continuado por esta carretera subiendo al alto de Font Rubí, y continuando hasta llegar a la que conocemos como la carretera de La Llacuna, por la cual hemos bajado hasta llegar a la BV-2122 que hemos tomado para proseguir hasta Pontons, pasando previamente por Torrelles de Foix; tras pasar por Pontons nos hemos dirigido hacia Valldossera, en un bonito altiplano ya en la provincia de Tarragona, continuando por la zona próxima Els Ranxos de Bonany, si bien poco antes de llegar nos desviaremos por la bonita carretera T-244 hacia El Pla de Manlleu, por donde pasaremos y tomaremos más tarde el desvío que conduce a Aiguaviva y que finaliza, tras bastantes kilómetros en una bonita carretera y un fantástico paisaje, en Vila-Rodona, desde donde nos dirigiremos a Santes Creus para comenzar a subir los puertos de L'Arboçar y, sobre todo, la Torreta, que alcanzaremos tras unos interminables 10-12 kilómetros desde el mismo Monasterio de Santes Creus; tras superar el puerto de la Torreta llegaremos a Els Ranxos de Banany, tomando nuevamente la carretera de Valldossera por la que antes habíamos pasado, poniendo rumbo a Pontons, aunque unos kilómetros antes de llegar a esta localidad nos desviaremos por el acceso a la Urbanización El Pontonet para dirigirnos a La Llacuna, localidad a la que no llegaremos, ye que poco antes de llegar comenzaremos una espectacular bajada con dirección a Guardiola de Font Rubí, repitiendo el itinerario de la ida, aunque en esta ocasión al revés, pasando nuevamente por el alto de Font Rubí, así como por Vilobí del Penedés y Les Cabanyes, llegando poco después a nuestro destino: Vilafranca del Penedés, con lo cual habremos terminado esta bonita etapa.

La orografía de la etapa

Preciosa etapa que tenemos que calificar de dureza extrema dado su alto I.B.P. aunque en ningún momento se hace dura; lo más complicado serían los altos de Font Rubí, que subiremos por ambas vertientes, aunque sobre todo los puertos de La Torreta y La Llacuna.
 

El itinerario de la etapa

El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 143 (dureza extrema)

domingo, 28 de febrero de 2016

Salida del 28-02-2016: Las costa de Garraf - el pantano de Foix (regreso por S. Jaume dels Domenys, Vilafranca y S. Sadurní)


Como siempre en El Triángulo,
en nuestra foto de salida
 
Trayecto 174
28-02-2016

Las costas de Garraf - el pantano de Foix 
(regreso por S. Jaume dels Domenys, Vilafranca y S. Sadurní)


Duración: desde las 8:00 a las 14:00 horas
Tiempo de pedaleo: 5:16:56 horas
Climatología: muy nublado; humedad; llovizna a ratos 
Terreno: asfalto 100% mojado
Distancia: 138,37 km a una media de 26,2 km/h
Altitud acumulada: 1.131,60 m

Grupo:


Salida en compañía del grupo 
de carretera de Sprint Bike

Crónica:

Ésta constituía nuestra 4ª salida oficial de la temporada tras la anulación de la del día 14-02-2016; en verdad la de hoy podría haber seguido perfectamente los mismos pasos, ya que la previsión del tiempo inicial para todo el fin de semana era de fuertes lluvias, aunque parece ser que no estaba claro del todo; sea como fuere, lo cierto es que esta mañana, a eso de las 6:45 horas, cuando un servidor ha puesto los pies en el suelo estaba lloviendo; los whatsapps se han ido sucediendo con rapidez, aunque todos apuntaban a que al menos íbamos a intentar salir y por eso finalmente la mayoría nos hemos presentado en el lugar de costumbre, incluyendo al Tesorero, que por fin ha logrado vencer al virus que lo ha mantenido en el dique seco durante 2 semanas; Miguel también se ha presentado, aunque a sabiendas de que no terminaría la salida, alegrándonos no obstante de que los dolores que hasta ahora le han aquejado hayan pasado a ser meras molestias; ánimo Miguel, que ya te queda muy poco; a pesar de que finalmente hemos podido formar una buena grupetta, han habido dos ausencias que nos han llamado la atención: la de Trapero, que sabemos que este año está dispuesto a llevarse como sea la clasificación por puntos en el premio de la montaña; y la de Chacón, que seguramente hoy hubiera disfrutado como nunca subiendo y bajando las costas de Garraf con el suelo totalmente mojado y con el cielo amenazando lluvia durante toda la salida, aunque finalmente tan solo hayan caído unas gotas; en fin, dicho lo dicho vayamos ya a lo nuestro; como siempre, pasados unos minutos de las 8:00 horas, tras hacernos la foto de rigor, hemos salido con dirección a las costas de Garraf, por una carretera totalmente mojada y temiendo que nos sorprendiera la lluvia de un momento a otro; menos mal que por lo menos no hacia excesivo viento ni excesivo frío, sino todo lo contrario; todo ha salido bien; lo más resaltable ha sido el duelo sin cuartel que han dirimido Pai y Dídac por ver quien era capaz de pinchar más veces en una salida; el resultado final ha sido de empate a 2, por lo que es de esperar que en una próxima salida intenten desempatar ya que, como sabemos, "al final solo puede quedar uno"; el primero en pinchar ha sido Didac, poco antes de llegar a la rotonda de Sant Boi; Pai se ha quedado con la mosca detrás de la oreja; Ortega, atento a la jugada, no ha querido dejar pasar la oportunidad para pegarse un buen restregón; a estas horas de la mañana y con el tráfico, otra cosa no podía hacer; aquí os dejo la prueba.


En la carretera de Cornellá-Sant Boi, nuestra primera parada, perfectamente
aprovechada por Ortega y Dídac, que parecen disfrutar por igual

Como hemos dicho, ésta no iba a seer la única parada de la jornada; Pai ha tomado buena nota de todo; tras arreglar este primer pinchazo hemos continuado nuestra marcha, tomando la carretera que se dirige a El Prat de Llobregat cuando hemos llegado a la rotonda grande de Sant Boi, tal y como viene siendo ya habitual, dando un amplio rodeo por la zona de San Cosme y del aeropuerto antes de llegar a la autovía, aunque sin duda alguna vale la pena; en plena autovía Pai, que no quería ser menos que Dídac,  ha decidido equilibrar la contienda y justo enfrente mismo de la antigua discoteca Tutankamon, ha pinchado; esta vez Miguel-Angel no ha querido dejar pasar la oportunidad, y por eso en cuanto Pai se le ha puesto a tiro, efectuando un hábil movimiento de acompañamiento con las manos y contando en todo momento con la colaboración del propio Pai, tal y como se aprecia en la foto de más abajo, ha logrado su placentero propósito; su cara de satisfacción lo dice todo.

 Esta vez sí, Miguel, lo has conseguido;
te felicitamos sinceramente por ello

Tras este segundo incidente, hemos proseguido la marcha, aproximándonos ya hacia el que constituía el puerto puntuable de la jornada: al alto de la Maladona, en plenas costas de Garraf; al terminar el trayecto de la autovía Miguel ya nos ha dejado, dándose la vuelta por la misma, aunque con la satisfacción de que por fin parece ser que empiezan a remitir los dolores, de lo cual nos alegramos enormemente; los demás nos hemos ido aproximando a las costas, afilando ya los cuchillos por el camino, aunque esta vez sabiendo que el suelo mojado no permitiría que cometiéramos muchas locuras; contrariamente a lo que sucede en otras ocasiones con la presencia de Trapero, que en cuanto comienzan las primeras rampas rompe el grupo acelerando todo lo que puede, hoy nos hemos mantenido bastante agrupados durante mucho más tiempo, aunque no iban a tardar mucho en reaccionar "los hombre de verde", léase Ortega y Dídac, secundados por un amigo del Komando Naranja de Sant Feliu cuyo nombre desconozco, Pol y un servidor, que hemos imprimido una velocidad más y nos hemos ido separando del pelotón; poco antes de comenzar las rampas del alto de la Maladona, en un terreno mucho más favorables, un servidor ha derrapado para comprobar en que plan iban mis ilustres acompañantes, y enseguida me ha dado cuenta de que no se casaban con nadie, ya que unos segundos después me han pasado sin consideraciones de ningún tipo; Ortega, Dídac y el compañero del Komando Naranja han tomado una cierta ventaja respecto a Pol, que seguramente no quería forzar su fc, y sobre un servidor; la ventaja poco a poco iba aumentando, aunque en mi caso por lo menos iba logrando que Pol no se me escapara del todo, por lo que las posibilidades de intentar atacarlo poco antes de la meta continuaban intactas; eso mismo debió pensar nuestro ilustre Tesorero, que se había mantenido detrás todo el rato, motivo por el cual cual yo no contaba con él; la cuestión es que a poco de llegar a la meta ha pegado un acelerón que en un primer momento me ha dejado a mí clavado, y en segunda instancia al propio Pol; a éste tan solo un par de metros antes de la meta; dado que el compañero del Komando Naranja no pertenece al club, y que Pol, que había llegado en cuarto lugar, ha debido abandonar el grupo dado que se le hacía tarde motivado por dos nuevos pinchazos, el orden de llegada puntuable oficialmente ha sido el siguiente:

1º Ortega
2º Didac
3º Sergio C.
4º Salvador
5º Marc
6ª Quique
7º Francisco
8º Pai
9ª Roser

Una vez nos hemos reagrupado al llegar a la gasolinera de Sitges, hemos reemprendido la marcha con dirección al pantano de Foix, cayéndonos en ocasiones algunas gotas de lluvia, sin ninguna importancia; tras pasar por Sant Pere ded Ribes, en la larga recta antes de tomar el desvío hacia L'Arboç, Pai ha vuelto a pinchar la misma rueda, deshaciendo el empate que hasta ese momento tenía con Dídac; aunque eso iba a ser por poco tiempo, ya que éste muy poco tiempo después ha vuelto a hacer lo mismo, dejando el marcador en un 2-2 que a la postre ha sido el resultado final; seguramente en una próxima salidas intentarán deshacer este empate, aunque de momento es lo que hay; en este este último pinchazo de Dídac nos hemos quedado con él Marc, el Tesorero, Ortega y un servidor; los demás han continuado el itinerario, aunque parece ser que no nos hemos entendido bien y se han quedado esperándonos en la fuente de Castellet; los demás hemos continuado pensando que nos estarían esperando al llegar a la nacional, a la altura de L'Arboç, en donde se han presentado a los pocos minutos; ya no han habido más incidentes, prosiguiendo nuestro itinerario por las localidades de Banyeres del Penedés, Lletger, Cornudella, Sant Jaume dels Domenys, La Munia, Vilafranca del Penedés y Sant Sadurní d'Anoia, por la carretera local C-243; desde Sant Sadurní d'Anoia hemos regresado a casa por la carretera de Gelida, siempre con la amenaza de que en cualquier momento nos cayera un diluvio encima, aunque nos hemos podido librar; después de todo hoy hasta hemos tenido suerte, ya que aparte de que no nos hemos encontrado con la lluvia, hemos tenido un día bastante agradable, con poco frío y poco viento; es muy posible que Chacón se lo haya olido y que por eso no haya querido venir; bueno ... ye se lo preguntaremos.

Dirigiéndonos hacia el pantano de Foix

Datos técnicos:

Interesante salida; la hemos empezado en Sant Feliu, desde donde nos hemos dirigido a Sant Boi por el polígono de El Pla, pasando por Sant Joan Despí y llegando a la rotonda grande de Sant Boi por la carretera de la costa, la C-245; en la rotonda tomaremos la salida que se dirige al Prat de Llobregat, llegando a las inmediaciones del barrio de San Cosme antes de incorporarnos a la autovía de Castelldefels, tras pasar por la zona del Aeropuerto, por la que llegaremos a Les Botigues de Sitges antes de comenzar a subir por las costas de Garraf, por las cuales llegaremos a Sitges; continuaremos con dirección al pantano de Foix dirigiéndonos a Sant Pere de Ribes por la carretera B-211, prosiguiendo después con dirección a Vilanova i la Geltrú, desviándonos por el hospital para tomar la bonita carretera BV-2112 que nos dejará en las inmediaciones de Vilanova i la Geltrú, poniendo rumbo al pantano de Foix por la carretera del camping Vilanova Park, y continuando nuestro recorrido por L'Arboç, Banyeres del Penedés, Lleger, Cornudelle y Sant Jauma dels Domenys; desde esta localidad nos dirigiremos hacia Vilafranca del Penedés vía La Munia, y en Vilafranca tomaremos la carretera local C-243 que nos llevará a Sant Sadurní d'Anoia, desde donde regresaremos ya a casa por esta misma carretera, pasando por Gelida y Martorell, en donde tomaremos la carretera N-II hasta casa, poniendo así fin a esta bonita etapa.

La orografía de la etapa

La etapa carece de dificultad alguna; se trata de poco más de 1.000 metros de altitud en una distancia de casi 140 km; eso lo dice todo; lo más duro, por decir algo, serían las costas de Garraf.
 

Powered by Wikiloc
 
El itinerario de la etapa

El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 118 (muy duro)

lunes, 22 de febrero de 2016

Salida del 21-02-2016: El puerto del Ordal (por Vallirana y regreso por Sant Quintí de Mediona y Piera)

En nuestro lugar de costumbre, instantes antes de salir; 
por el camino se nos uniría luego Juanjo Delgado

Trayecto 173
21-02-2016

El Puerto del Ordal 
(por Vallirana y regreso por Sant Quintí de Mediona y Piera)


Duración: desde las 8:00 a las 13.30 horas
Tiempo de pedaleo: 4:16.45 horas
Climatología: soleado; seco; temperatura suave 
Terreno: asfalto 100% en perfectas condiciones
Distancia: 107,44 km a una media de 25,1 km/h
Altitud acumulada: 1.340,20 m

Grupo:

Salida en compañía del grupo 
de carretera de Sprint Bike

Crónica:

Tras el fiasco de la semana pasada en la que finalmente fue anulada la 3ª salida oficial de la temporada, cuyo recorrido prácticamente coincidía con el de hoy, aunque en sentido contrario e incluyendo el Alto de Font Rubí, hoy hemos vuelto a nuestras andadas; ¿que por qué se anuló la salida de la semana pasada?; parece ser que el motivo principal nadie lo sabe, aunque todo inclina a pensar que fue debido a que se perdió demasiado tiempo como consecuencia del fortísimo viento que debimos soportar, lo cual originó que algunos se rezagaran demasiado y que poco a poco el grupo se fuera resquebrajando; además de ello parece ser que el recorrido inicialmente previsto era mucho más largo de lo que se había anunciado, lo que habría provocado que regresáramos a casa bien entrada la tarde; al final se formaron tres grupos, y cada uno de éllos realizó un recorrido distinto; en mi caso hasta tuve tiempo de parar a almorzar en Sant Quintí de Mediona junto con Belda y Roser, poniendo un broche de oro a la que, después de todo, fue una bonita salida; pero vayamos ya a la de hoy; como viene siendo habitual, en esta nueva salida se ha presentado gente nueva, o cuanto menos algunos carreteros desconocidos para mí; si esto no cambia, más pronto que tarde deberemos organizar una quedada obligatoria para darnos a conocer y facilitar así el trabajo de Juan Carlos, nuestro querido "Peque", que no se muy bien como se las apaña cada semana con tanta gente nueva para ir poniendo al día las clasificaciones de rigor; eso es lo que ha ocurrido hoy, presentándonos en el lugar de costumbre, el bar Triángulo, una veintena larga de carreteros, incluyendo a José Ángel en su primera salida oficial con la flaca; bienvenido, amigo.

   En el bar "el Triángulo",
a punto de salir 

Tras hacernos la foto de rigor, hemos comenzado la marcha, siempre a un ritmo muy suave, como es costumbre, aunque en ningún caso cansino o zapero; las hostilidades no tardarían en llegar; en mi caso, hoy iba con las fuerzas muy justas debido a la dura salida del día anterior con la bici de montaña; de nada ha servido que esta mañana, poco antes de salir de casa, me embadurnara las piernas con lo primero que se me ha puesto a tiro,  réflex, pensando que ello me ayudaría en algo; no ha sido así, y la falta de previsión y abuso lo he pagado a las primeras de cambio, aunque seguramente de nada me habría servido no haber salido el sábado, ya que, como luego veremos, los morlacos de nuestro club, que los hay y muchos, parece ser que empiezan a despertarse; en esta ocasión el puerto puntuable de la jornada estaba a escasos kilómetros de la salida, concretamente el Ordal por la vertiente de Vallirana, en donde hemos llegado muy pronto; el inicio del puerto se había encargado de recordádnoslo nuestro amigo Trapero estaba situado esta vez en la última rotonda de Vallirana, poco antes de llegar a las Casetas d'en Muntaner, a donde hemos llegado muy enteros, quizás demasiado; al poco tiempo, en cuanto se ha avivado un poco el ritmo, he comprendido que ésta no era mi película; delante han empezado a tirar con fuerza Pol, Trapero, Juanjo y algún otro; como antes he dicho, parece ser que algunos han comenzado ya a desperezarse, como por ejemplo Pau, Ángel o Marc; os aseguro que no es fácil seguir la estela de morlacos de este calibre; en cuanto a Pol, que creo que hoy nos ha hecho por primera vez una demostración práctica de los beneficios de su entreno durante esta temporada, el mismísimo Trapero o Juanjo Delgado, ya sabíamos cómo se las gastan; por lo que a un servidor respecta, durante las primeras rampas aún me he podido mantener muy cerca de la cabeza; incluso Pau, Ángel o Marc venían tras de mí; cuando se me han puesto a mi altura, incluso he podido seguir su ritmo durante unos minutos, aunque finalmente he sucumbido a sabiendas de que poca cosa más podía hacer; el primero en saltar ha sido Pau, haciendo alardes de la impresionante fuerza a la que ya nos tiene acostumbrados, aunque esta vez ha logrado mantenerla sin desfallecimientos hasta el final; no sé el tiempo que finalmente le habrán sacado los de cabeza, aunque seguro que no ha sido mucho; me estoy refiriendo a Pol, Trapero, Juanjo y creo que algunos otros que o bien no venían con nosotros o bien se han marchado al llegar a la localidad de Ordal sin esperar a los demás; tras Pau, que cada vez se iba alejando más, se ha formado un cuarteto en el que íbamos Marc, Ángel, un servidor y un nuevo compañero cuyo nombre desconozco en este momento, aunque creo que de momento no pertenece al club; al principio me he mantenido en el grupo, no sin dificultad y haciendo la goma, aunque intuía que por poco tiempo, tal y como finalmente ha sucedido; en un momento dado Marc ha incrementado el ritmo, al que ha respondido Ángel, quedándome un poco más atrás un servidor y el nuevo compañero, que nos hemos ido pasando de forma sucesiva el uno al otro hasta el final; creo que Ángel ha dado algunas muestras de flaqueza ya que no lograba despegarse demasiado; en cambio a Pau lo hemos perdido de vista enseguida; también Marc, hoy en un estupendo estado de forma, ha logrado una sustancial ventaja; muchas veces hemos escuchado en las retransmisiones de las vueltas ciclistas que en los puertos cada uno debe subir a su ritmo, sin forzar; pues bien, eso es lo que hoy ha hecho un servidor; estoy seguro de que si hubiera intentado incrementar mi ritmo, habría desfallecido y me habría caído una minutada; pero no ha sido así; diría que incluso he ido mejorando, lo cual me ha permitido sprintar llegando a la cima del Ordal y llegar tras Ángel, que finalmente tan solo me ha sacado unos segundos de ventaja; tras la bonita bajada nos hemos parado para reagruparnos en la localidad de Ordal, en donde, después de todo y debido a los abandonos que iban a producirse, como en los casos de Pol, Juanjo y creo que algún otro, se me había asignado provisionalmente el 5º lugar, que finalmente ha pasado a ser el 6ª al haber finalizado Pol el recorrido íntegramente; los diez primeros han sido los siguientes:

1º Pol
2º Trapero
3º Pau
4º Marc
5º Ángel
6º Salvador
7º Cáceres
8º Chacón
9º Jordi
10º Roser

Ahora ya de lo que se trataba era de disfrutar todo lo que pudiéramos, que desde luego ha sido mucho, aunque el ritmo a partir de este momento haya sido muy alto; esta vez no hemos tenido que soportar las ráfagas de viento del domingo pasado y eso nos ha permitido ir devorando los kilómetros con mucha rapidez; tras bajar el Ordal nos hemos dirigido a Sant Sadurni d'Anoia vía Los Casots, disfrutando como locos de la bajada; Sant Pere de Riudevitlles, Sant Quintí de Mediona, ... desde luego el paisaje era espectacular debido a que hemos tenido un día totalmente despejado; poco antes de llegar a esta última localidad nos hemos vuelto a parar en un bonito mirador, en donde Ángel ha aprovechado la oportunidad para hacernos el acostumbrados selfie, por supuesto sin palo alguno.




En el mirador cercano al Turó de l'Aguilera,
poco antes de llegar a Sant Pere de Riudebitlles

Tras pasar por Sant Pere de Riudebitlles y Sant Quintí de Mediona, nos hemos dirigido hacia Capellades, pasando por el bonito puerto de la Mata, bautizado por Juan El Hierro y un servidor como el puerto de Breoman en honor a nuestro amigo Breo el día que hicimos la etapa del Castell de Claramunt; antes de esto habíamos perdido ya unas cuantas unidades del grupo, entre éllas, Belda, José Ángel, José Muñoz (Cusí) y algún otro, que seguramente tenían algo de prisa; los demás hemos bajado el puerto hasta llegar a Capellades, disfrutando de una estupenda carretera, prácticamente sin tráfico y en un impresionante paisaje; poca cosa más nos queda por contar, salvo el fuerte ritmo que hemos impuesto hasta llegar ya a casa, Vallbona d'Anoia, Piera, Masquefa, Martorell, Sant Andreu de la Barca, Pallejá, ... todo ello sin incidencias de ningún tipo; esta vez, por no haber, no han habido ni siquiera pinchazos; pues que dure ¿verdad?.

Clasificación por puntos:


Manuel Trapero (88 puntos)
Salvador Gala (58 puntos)
Juan José Delgado (46 puntos)
Pol Luengo (45 puntos)
Javier Chacón (33 puntos)

Aquí tenemos la clasificación por puntos en estos momentos en cuanto a los cinco primeros puestos, que está comandada desde el principio por Manuel Trapero, con 88 puntos, y en la que de momento se mantiene un servidor en 2º lugar con 58 puntos; ya veremos cuanto tiempo; jeje.

Datos técnicos:

La salida prácticamente carece de dificultad, salvo el puerto del Ordal y el ritmo que queramos imprimir; la hemos empezado en Sant Feliu de Llobregat, desde donde nos hemos dirigido hacia el puerto del Ordal via Molins de Rei, Sant Vicenç dels Horts, Cervelló y Vallirana, por la carretera N-340, por la cual continuaremos bajando el puerto y tras pasar por las localidades de Ordal y El Pago, nos desviaremos a la derecha con dirección a Los Casots por la carretera local BP-2427, que nos dejará prácticamente en Sant Sadurní d'Anoia, continuando por la C-243 con dirección a Vilafranca del Penedés, si bien al cabo de unos kilómetros nos desviaremos hacia el Pla del Penedés, localidad a la que sin embargo no llegaremos ya que poco antes nos desviaremos por la carretera local BV-2153 hacia Sant Pere de Riudebitlles por la C-244, que ya no dejaremos hasta llegar a Capellades tras pasar por la localidad de Sant Pere Socarrera y el puerto de la Mata (Breoman); desde Capellades nos dirigiremos hacia Piera por Vallbona d'Anoia, poniendo a continuación rumbo a Martorell por la carretera de Masquefa, la B-224; una vez en Martorell nos dirigiremos ya a casa por la carretera N-II, pasando por las localidades de Sant Andreu de la Barca y Pallejá.

La orografía de la etapa

La etapa carece de dificultad, tal y como refleja sus 1.340 m de altitud acumulada en 107 km y su I.B.P. de 97; lo más duro sería el puerto del Ordal, así como el puerto de la Mata (Breoman); poca cosa más

El itinerario de la etapa

El track en Wikiloc

Índice I.B.P. 97 (duro)