EnBicicleta

sábado, 16 de noviembre de 2013

En el dique seco ...

El dique seco

Pues sí, amigos, han pasado ya unos días y una vez estabilizadas las cosas, me dispongo a explicaros los últimos acontecimientos que me han afectado y que han originado que me olvidara del Blog durante un tiempo; dichos acontecimientos básicamente se resumen en dos noticias: una buena y una mala, como casi siempre ocurre; empezaremos por la mala.

El día 04/11/2013 comencé mi preparación física para la presente temporada, y por eso durante la semana retomé mis acostumbradas salidas al mediodía, ahora ya totalmente controladas, comprobando en todo momento la frecuencia cardíaca y la cadencia, ya que, como todos sabemos, al principio debemos procurar alcanzar una buena base y eso tan solo podemos lograrlo manteniendo una fc baja y, si es posible, acompañada con una elevada cadencia de pedaleo; incluso había cambiado el pedalier, sustituyendo mi viejo compact de 50-34 por otro con dos platos de 53-39, que precisamente estrené el día 05/11/2013, fecha en la que ocurrió el fatal desenlace; ese día, ya de regreso y a tan solo 1 km de mi casa, debido a una distracción, envestí por detrás a un coche que se encontraba parado en la calzada, justo antes de incorporarse a la circulación a la altura del puente de Molins-Sant Vicenç; yo venía desde Pallejá con preferencia de paso, aunque, como siempre hacía y por seguridad, un poco antes de llegar al puente, tomé el carril de la derecha que viene de Sant Vicenç, sin poder siquiera imaginar que allí pudiera encontrarse un vehículo totalmente parado; cuando me di cuenta estaba a escasamente 5 m de él y ya no me dio tiempo ni siquiera a frenar; el impacto fue tremendo; yo salté por el aire tras golpearme fuertemente el hombro y el pecho a la altura de la clavícula; en un primer momento pensé que me había hecho daño de verdad, aunque finalmente no hubo fractura alguna; mi pobre flaca no tuvo tanta suerte ya que el cuadro se fracturó por 3 sitios distintos; seguramente ese haya sido su último gran gesto hacia  mi persona, ya que posiblemente el carbono absorbió el fuerte impacto impidiendo de esa forma que yo me lesionara de forma mucho más grave; en cambio las heridas sufridas por mi flaca han resultado ser mortales de necesidad; una de las fisuras, la más grave, afectaba al tubo en diagonal, perforándolo casi en todo su diámetro; las demás, algo menos graves, estaban localizadas a la altura de la dirección y del pedalier; todos sitios estratégicos; seguramente el cuadro se podría arreglar, pero no he querido asumir riesgos, por lo que aquí termina la bonita relación que he tenido con mi flaca, a la que nunca podré olvidar; su sacrificio no ha sido en vano; ¡gracias, flaca!; pero hemos dicho que había una buena noticia ¿no?, pues vamos a ella:

Con mi flaca en el Pla de Manlleu; una
foto que ya jamás se podrá repetir

Sabía, y sé, que la fuerte contusión en el hombro, de la cual aún no me he restablecido, iba a originar que no pudiera tocar la bici durante al menos 15 días, una vez finalizada la rehabilitación, y por eso he podido agilizar los trámites para acudir a una cita que tenía pendiente desde hacía más de un año: el quirófano; hace ya bastante tiempo me detectaron piedras en la vesícula, de tal tamaño que la única solución era la extracción de la propia vesícula; yo, hasta ahora, no le había prestado demasiada atención, e incluso en una ocasión suspendí la intervención debido a asuntos laborales que no podía dejar de atender, aún sabiendo el riesgo de que pudiera desembocar en una fatal pancreatitis; pero la cuestión es que, salvo algunos dolorosos cólicos biliares, como el que sufrí el día 17-09-2012, las piedras no me afectaban demasiado, de tal suerte que hasta ahora he podido realizar todas mis actividades normalmente; por eso ahora, aprovechando el paro forzoso, hemos matado dos pájaros de un tiro; la intervención se llevó a cabo el día 12-11-2013; todo ha ido bien; de hecho, al día siguiente me "echaron" del hospital a patadas; jajaja; lo malo es que me han aconsejado no menos de un mes de reposo relativo, lo que, en teoría, me va a impedir salir en bici durante, al menos, 8 ó 10 días; jajaja; no, no, ... esta vez voy a hacer bondad y voy a estar en el dique seco el tiempo que me han dicho; puede que incluso más; así que, ya sabéis, durante una buena temporada os vais a librar de mis crónicas; jajaja; hablando en serio, lo importante es que por fin me he librado ya de la vesícula, que me han extraído por laparoscopia, mediante unos simples agujeros en el vientre; y ya está; ¡a otra cosa, mariposa!; de hecho, en cuanto termine esta crónica, lo siguiente que haré será pre-inscribirme para la QH'2014, cuya preparación iniciaré ya a principios de año; si Dios quiere.

Aquí se me ve en el Hospital, el día 12-11-2013, instantes después
de la intervención; y al día siguiente, con el alta ya en el bolsillo 

"Pero, ¿con qué bici vas a comenzar la preparación, si no tienes ninguna?"; jajaja; si que tengo; jajaja; hace unos días comencé a echar un vistazo por Internet; la cuestión era muy simple; tenía dos opciones: la primera sería comprar un cuadro nuevo similar al que tenía, lo que me iba a reportar un fuerte desembolso superior a los 1.000 "leuros", aunque con la ventaja de que podría aprovechar mis componentes; esta ha sido la primera opción que he tenido en cuenta, pero no ha sido posible encontrar un cuadro similar a buen precio; me quedaba la opción de comprar un "cuadro chino", pero no me he querido arriesgar; la segunda opción era intentar comprar una bici de segunda mano que estuviera bien y vender mis componentes; al final esto ha sido lo que he hecho; he podido adquirir una Trek Madone 4.7 del año 2012, con carbono OCLV, unas buenas ruedas y un buen manillar; del resto de componentes podré aprovechar algo; la verdad es que el cuadro está absolutamente nuevo; de eso no hay dudas; en cuando al resto me he llevado una pequeña desilusión, aunque ha sido una buena compra; esta será mi montura a partir de ahora, una vez totalmente restablecido y la pase por el taller para ajustarla y cambiar algunos componentes; ahí os dejo unas fotos.




Mi nueva flaca: una Trek Madone 4.7 del 2012

Bueno, pues ya está; solo me queda agradecer las muestras de cariño que he recibido en estos últimos días, y esperar estar de nuevo muy pronto al pie del cañón; gracias a todos; nos veremos; seguro.

26 comentarios:

  1. Buenas Salva, esperamos que todo quede en un pequeño percance, un "punto y seguido" en tu afición a los pedales y puedas reemprenderlo en breve en las mejores condiciones posibles. Un saludo y hasta pronto!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también lo espero; seguro que nos seguiremos viendo; gracias; un saludo.

      Eliminar
  2. Hola Salva me entere de lo sucedido en el blog de juan el hierro te mande un correo no se si lo recibistes, no domino muy bien todo esto, pero lo IMPORTANTE es que estas en camino de montarte otra vez en cima de la flaca, y como no hay bien que por mal no venga con una nueva flaca, como esta flaca es mas joven seguro que encima de ella te sentirás mejor jajajaja. como estas muy fuerte tienes tiempo de sobras para entrena para la quebranta, yo ya estoy apuntado haber si tenemos suerte y pillamos plaza, bueno amigo rápido pasaran estos dias y ya te vemos otra vez montado.
    Un fuerte abrazo CAMPEON.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo Joan, estas son las cosas que pueden pasar y que hay que asumir; muchas gracias; un abrazo.

      Eliminar
  3. Salvador a recuperarse bien y a disfrutar de tu nueva montura...seguro que estaras deseando montarte en ella, pero lo importante es respetar el tiempo de recuperacion y asi cuando empiezes a cogerla estas a cero de dolores y molestias.Un saludo maquina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una pausa de vez en cuanto tampoco viene mal, Jorge, con ello seguro que voy a regenerar los músculos; un saludo.

      Eliminar
  4. Pues nada Salva, me alegro que todo quede en un susto, aunque para mí, las flacas siempre están causando susticos, no acabo de entender vuestra pasión con estas bicis,pero claro, todo es cuestión de gustos...

    A recuprarse amigo y a entrenar...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mosquito, nuestra pasión por las flacas no tiene explicación, como tantas y tantas cosas; que le vamos a hacer!; gracias por tu interés; un saludo.

      Eliminar
  5. los tienes bien puestos salva,aun con dolores y ya estabas mirando bici.
    a mi la madone me gustaba mucho,era muy cuca...pero bueno su funcion hico y se sacrifico para que tu salieras casi ileso de este susto.
    un accidente asi te hace ver el peligro y como no lo cerca que siempre tenemos a nuestros seres queridos.
    recibe un fuerte abrazo y ten mucho cuidado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que hay, Juanma; somos carne de orca; si hay que sufrir, se sufre; muchas gracias; un abrazo.

      Eliminar
  6. hola campeón ,me encanta oírte hablar en ese tono tan positivo. el susto ya paso,ahora ha disfrutar y cuando se pueda de otros y nuevos momentos.el pasado queda atrás,esa nueva trek sin duda dara nuevos y grandes triunfos.a recuperarse y suerte..!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, Ginetas, el susto ya pasó; ahora lo que queda es empezar nuevamente cuanto antes con la salidas: ese es nuestro destino; gracias; un saludo.

      Eliminar
  7. Ostras¡¡¡ Salva espero que te recuperes lo antes posible, y ahora incluso con mas ganas pues vemos que estaras muy motivado, con nueva bici y sin problemas de salud recurrentes. Esperamos verte muy pronto dando pedales...un saludo afectuoso desde Martorell.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Black, estas son las cosas que nos pueden pasar y que debemos asumir con naturalidad, aunque también intentar de evitar; muchas gracias; saludos.

      Eliminar
  8. ¡Caray! Savador, casi tan desesperante como lo que narras es escribir un comentario largo y perderlo a la hora de grabarlo, Je Je.
    Preocupado por la primera parte de tu relato y por la ausencia de tu crónica, finalmente me alegro de que todo haya tenido un final que puedas contar con optimismo.
    Que olvides el accidente y la intervención, olvidar a la flaca dependerá de con qué cariño te trate la nueva.
    Te deseo lo mejor.
    Un fuerte abrazo amigo. (... y a ver si ahora queda grabado)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya mismo me tendrás otra vez por ahí, con mis soporíferas crónicas; para eso estamos aquí; jajaja; un abrazo, amigo.

      Eliminar
  9. Ya me extrañaba a mi tanta inactividad por aquí. Amigo, lo importante es la salud y como tu dices estás bien del accidente que todos sabemos que podría haber sido grave y encima te has quitado las dichosas piedras. Lo material es siempre material y aunque joda se acaba solucionando.

    Te deseo pronta recuperación y la espera de volver a leer tus aventuras. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, Manolo; son gajes del oficio que hemos de intentar evitar, aunque cuando se presenten deberemos asumirlo con naturalidad y paciencia; un abrazo para tí también.

      Eliminar
  10. Salvador lo importante es que estés bien y haya quedado en un susto. Lo que le espera a la nueva Madone...je,je.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Salmerón, ya mismo estamos por ahí otra vez dando pedales, que es lo nuestro; esto no supone más que un pequeño paréntesis; un saludo.

      Eliminar
  11. VAMOS A ECHAR DE MENOS TUS CRONICAS,PERO LO MAS IMPORTANTE ES QUE TE RECUPERES BIEN.
    ANIMO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... pero no por mucho tiempo más, Fede; ya mismo estoy otra vez dando pedales; muchas gracias; saludos.

      Eliminar
  12. ¡Recupérate y bien, Salva! Lo importante es que tu salud se recupere. Tienes tiempo de sobra para preparar la QH. Nos alegramos todos los que vemos tu "blog" que el accidente no te haya provocado lesión de importancia. Un abrazo y ¡salud y kilómetros!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En ello estoy, Alberto; efectivamente solo ha sido un susto, que debemos intentar que se produzca otra vez; ya me queda poco para volver a dar pedales; muchas gracias; un abrazo.

      Eliminar
  13. Oye! No soy muy imaginativo en cuanto a bautizar a trialeras y lo primero que me viene a la cabeza así se queda. Jaja. Trialera de asfalto porque empieza justo después de una buena subida de asfalto... Jeje. En fin, cuídate mucho!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja; no te enfades, hombre; es que el nombre de "la trialera del asfalto" parece un poco contradictorio ¿o no?; jajaja: un saludo, Manolo.

      Eliminar